Actualidad

Antonio Vega tiene una plaza con su nombre en Malasaña

El músico Antonio Venga (1957-2009) tiene desde hoy una plazuela con su nombre en el barrio de Malasaña de Madrid, donde se han reunido seguidores y varios músicos que han interpretado dos de las canciones míticas del cantante de Nacha Pop: "La chica de ayer"y "La última montaña".

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, acudió a descorrer la cortinilla de la placa conmemorativa y glosó la figura del autor, escritor, compositor, cantante y fundador, junto a su primo Nacho García Vega, de uno de los grupos más representativos de la movida madrileña.

La plazuela está situada en un lugar que Antonio Vega -vecino de Malasaña- recorrió innumerables veces camino del mítico bar Penta, recordó Gallardón.

La contribución de Vega "consistió en introducir, por la vía de la aparente fragilidad, un repertorio de temas y planteamientos, cuya seriedad contrastaba con el tono general de euforia que presidía la movida, aportándole una madurez que le prestó densidad", señaló.

En opinión del alcalde, el reconocimiento unánime de Vega se debe a que representaba la figura del poeta, la que todo artista quiere llegar a ser, ya que "Antonio lo era en sus letras, en su música, como guitarrista y también en su vida: vivía como el poeta que siempre fue".

También recordó a otros desaparecidos como Enrique Urquijo o Carlos Berlanga, que junto a Vega "marcaron la vida musical de los últimos 30 años".

Al acto de homenaje asistieron, entre otros, Miguel Ríos, Teo Cardalda (Golpes Bajos) o Álvaro Urquijo (Los Secretos), que acompañaron a la madre y los hermanos del cantante.

Su hermano Carlos Vega dijo unas palabras antes de que varios músicos, entre ellos miembros de Nacha Pop, interpretaran "La chica de ayer"y "La última montaña".

Publicidad