Interceptan un barco con 840 kilos de hachís frente a la costa de Marbella

Una embarcación de recreo con 840 kilos de hachís ha sido interceptada en alta mar, frente a la costa de Marbella, en una operación conjunta de la Policía Nacional y la Agencia Tributaria en la que han sido detenidos los dos tripulantes del barco.

La droga estaba distribuida en veintisiete fardos escondidos en el camarote y en distintos huecos del barco, que fue localizado a unas 28 millas mar adentro frente a la costa de Marbella, según ha informado hoy la Dirección General de la Policía en un comunicado.


La investigación se inició el pasado diciembre, cuando se detectó la presencia de un grupo de españoles asentados en la Costa del Sol dedicados a la introducción de droga por vía marítima, que realizaban el transbordo del estupefaciente en alta mar y regresaban con la mercancía a diferentes puntos del litoral malagueño.


A principios de este año, el grupo investigado adquirió en La Línea de la Concepción (Cádiz) una nueva embarcación de gran potencia para llevar a cabo un transporte de hachís, pero la operación fue frustrada al ser intervenida la lancha unos días antes por carecer de los permisos necesarios.


Posteriormente, las pesquisas se centraron en una lancha de casi seis metros de eslora que había alternado su ubicación entre distintos puertos de Málaga al tiempo que realizaba diferentes salidas a alta mar.


Hace unos días, los integrantes del grupo llevaron el navío hasta Fuengirola y el pasado día 7 los policías detectaron que no estaba atracado en dicho puerto, por lo que establecieron un dispositivo conjunto con la Agencia Tributaria, ante la posibilidad de que se hubiera ultimado un envío de hachís.


Una vez interceptado el barco frente a la costa de Marbella, se comprobó que transportaba numerosos fardos de hachís, por lo que sus dos tripulantes fueron arrestados.