Una batalla imposible de cerrar

La fiesta del Orgullo provoca cada año conflictos con los vecinos

El ruido, la suciedad y hasta los cortes de tráfico han puesto en pie de guerra a Chueca, pese a la fama internacional del Orgullo madrileño
El ruido, la suciedad y hasta los cortes de tráfico han puesto en pie de guerra a Chueca, pese a la fama internacional del Orgullo madrileño

Madrid- Se acabaron las discrepancias entre el Ayuntamiento de Madrid y los organizadores del Orgullo Gay. Este año finalmente la plaza de Chueca seguirá siendo el epicentro de la fiesta más popular del barrio. Los colectivos FELGTB, COGAM y Aegal han llegado a un acuerdo en la reunión que celebraron ayer con Alberto Ruiz-Gallardón y la delegada de Medio Ambiente, Ana Botella. Los conciertos silenciosos que plantearon y que fueron aceptados permitirán que cada persona podrá sintonizar la música que se reproduzca en el escenario, sin necesidad de molestar el descanso de los vecinos. Para contrarrestar la extraña situación que se genera, contarán con muchas ofertas complementarias audiovisuales como pantallas gigantes que pondrán un toque de color y la participación de «gogos». El presidente de COGAM, Agustín López, afirmó que «es una alternativa imaginativa. No es lo que queríamos en un principio pero hay que valorarlo positivamente. Se ha hecho un gran esfuerzo por todas las partes». Después de varias semanas de polémica, los organizadores están satisfechos por la solución por la que se ha optado y «sabíamos que teníamos que ofrecerles otra alternativa», según explicó Antonio Poveda, presidente de FELGTB. «Este Orgullo es el más importante de Europa, y precisamente por ello hay que mimarlo», aseguró. De esta forma, los colectivos han conseguido no renunciar a la plaza, que para ellos «es el corazón del Orgullo y alrededor de la cual debería girar todo el festejo». Botella mostró su aprobación y aseguró que «lo importante es que se ha llegado a una solución ingeniosa para la realización de las fiestas». No obstante, la Asociación de Vecinos de Chueca tachó de «ofensa a la inteligencia» la propuesta, además de «imposible de cumplir y controlar». «No se entiende que el Ayuntamiento de una capital europea puede autorizar sin ningún estudio técnico que lo avale y sin el visto bueno de los propios servicios técnicos municipales semejante propuesta», explicó. La batalla continuará en Chueca.


3 crisis
02/07/2009
La Asociación de Vecinos de Chueca denunció el ruido que genera el «macrobotellón» del Orgullo Gay.
27/06/2010
Al año siguiente, los vecinos siguieron con su lucha contra la suciedad y el ruido que sufren durante los festejos.
04/07/2010
El año pasado se vivió uno de los Orgullos más polémicos por la politización del acto y los cortes de tráfico.