El PP ve «lamentable y pésima» la gestión de Fernández Ordóñez

El vicesecretario de Organización y Electoral del PP, Carlos Floriano, ha calificado hoy de "lamentable"y "pésima"la gestión que ha llevado a cabo el gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, a la hora de supervisar Bankia.

Floriano ha hecho esta reflexión en una rueda de prensa, al ser preguntado por la actuación del gobernador del Banco de España y sobre la posibilidad de que sea cesado antes de que concluya su mandato, el próximo mes de julio.

"Su gestión ha sido sencillamente lamentable", ha sentenciado el dirigente popular, quien, no obstante, ha evitado referirse a la posibilidad de que se adelante el cese de Fernández Ordóñez al frente de este órgano supervisor.

Aunque ha eludido también profundizar en el tema, ha recordado que las labores de supervisión de las entidades financieras están siendo "puestas en cuestión"como consecuencia de una "gestión pésima"que ha desarrollado Fernández Ordóñez.

El responsable de Organización del PP se ha referido también a las declaraciones del líder de los socialistas madrileños, Tomás Gómez, en las que acusaba al anterior gestor de Bankia, Miguel Blesa, de la gestión de la entidad, para señalar que haría "muy bien en mirar también a su casa".

En cuanto a la fuerte subida de la prima de riesgo, Floriano ha dicho que confía en que las reformas que esta acometiendo el Gobierno trasladen un mensaje de confianza a los mercados.

Frente a la "inacción"que caracterizó al Ejecutivo anterior, ahora hay un Gobierno que quiere resolver la situación y generar confianza para poder acceder a los mercados mayoristas, ha apostillado.

"En esto se está trabajando. Espero que las acciones reformistas que está acometiendo el Gobierno cada día puedan dar mejores resultados y se traslade un mensaje de confianza, ha agregado.

Tras insistir en que las tensiones financieras no sólo las está provocando la reforma financiera, sino la situación que está atravesando Grecia, ha recalcado que ahora hay un Gobierno que no va a "quedarse con los brazos cruzados".

Por otra parte, ha acusado al Ejecutivo de Zapatero de hacer "dejación irresponsable"de sus funciones a la hora de controlar el déficit de las administraciones y ha recordado que tenía la obligación de controlar el déficit de todas las administraciones públicas.

"En Europa no nos preguntan cuál es el déficit de las comunidades autónomas, sino el de toda España", ha indicado, para a continuación apuntar que es ahí donde el Gobierno socialista hizo una "dejación"de sus obligaciones por relajar también la Ley de Estabilidad.

El dirigente popular ha insistido en que el PP va a hablar de la herencia siempre que lo tenga que hacer y para explicar las medidas como las que están tomando.

En esta línea, ha dicho que el plan de reformas del Gobierno "va a continuar"y que se acometerán las que sean "necesarias"para sacar a España de la crisis económica. El Ejecutivo tiene "tres años y ocho meses para seguir haciendo reformas", ha concluido.