El PP utiliza a FAES para elaborar la base doctrinal de su programa de las generales

Esta tarde está convocada en Génova la primera reunión del equipo, podría decirse que multidisciplinar, que participará en la redacción del programa de las generales. El PP ya ha puesto en marcha todo el proceso electoral y Baudilio Tomé, responsable del programa, hace hoy lo propio en lo que afecta a la máquina que dará forma a las propuestas con las que Mariano Rajoy se presentará a las elecciones.

Mariano Rajoy, junto a Aznar, en una imagen de archivo
Mariano Rajoy, junto a Aznar, en una imagen de archivo

En esta premura influye también el posible adelanto electoral a noviembre que Génova sigue barajando como hipótesis de trabajo. La conferencia que se celebrará después del verano será un escaparate para vender el lema de la alternativa, pero el trabajo vendrá de antes y continuará después. Buena parte de ese trabajo ya está hecho y en lo que afecta al método tampoco habrá improvisaciones. En la última reunión del Patronato de FAES, que se celebró hace una semana, a puerta cerrada; Rajoy explicó que estaba muy satisfecho con cómo había salido el programa de las últimas elecciones del 22-M y dijo que quería que en las generales continuara al frente el mismo equipo.

En esas pasadas elecciones también la cara del programa fue Baudilio Tomé y en la trastienda el peso del trabajo recayó en una comisión formada por varias personas de FAES, entre ellos, Javier Zarzalejos, Fernando Navarrete y Pilar Marcos. De ahí nacieron en buena medida la mayoría de los borradores que luego daban forma y revisaban en Génova en reuniones generalmente quincenales en las que participaban Ana Mato, Juan Manuel Moreno, José Antonio Bermúdez de Castro y el propio Tomé, entre otros. Para las generales habrá cambios en el equipo, en los representantes del partido y del grupo, pero pocos en el procedimiento.

Además, la base ideológica ya tiene cuerpo y ahora, como explican en la propia Génova, falta tomar la decisión de hasta dónde se puede leer. «El toro no nos va a pillar; Rajoy ya hizo encargos concretos a FAES sobre el mercado laboral, la reforma de la Sanidad, la política exterior o la reforma del sector público y la racionalización del Estado autonómico, y todos esos informes serán tenidos en cuenta en el programa de las generales», explican en la dirección del partido. FAES ha utilizado sus mecanismos de debate para seguir preparando propuestas en materia fiscal, energética, en educación, en inmigración…, y ese laboratorio de producción de posibles medidas de gobierno continúa abierto.

En público, el partido es muy recatado a la hora de reconocer el apoyo que le pide y que le presta la fundación de Aznar: sigue mandando más el marcar las distancias, y eso que en esta última campaña el ex presidente del Gobierno recuperó una presencia que no había tenido casi desde la traumática derrota electoral de 2004. Pero en la citada reunión del Patronato de FAES, Rajoy sí reconoció en privado que estaba muy contento con el trabajo de la fundación y la felicitó expresamente. Vino a decirles que todo lo que les encargaba, lo hacían, y lo hacían muy bien, y también les pidió que siguiesen apoyando al partido para llegar a La Moncloa.