España líder mundial en energía solar y tercera en eólica

Genera09 cierra sus puertas pero lo hace después de servir como marco perfecto para los distintos proyectos de energías alternativas. Además, el Gobierno a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) ha hecho pública la convocatoria para su programa de ayudas a proyectos estratégicos y de eficiencia energética, dotado este año con un presupuesto de 120 millones de euros.

España es el primer mercado fotovoltaico del mundo porque es el país donde la energía solar destinada al consumo ha crecido más. Según la Comisión Nacional de la Energía (CNE), la potencia fotovoltaica instalada y conectada a la red en el pasado mes de enero del presente año ascendía a 3.207 megavatios (MW), un 381,1% más que en 2008, pero si se comparan las cifras acumuladas con los datos registrados hace solamente dos ejercicios, el incremento asciende a un 1.843%.

En situaciones de crisis económica como la actual, la energía solar es un valor refugio, seguro y al alza. En nuestro país la distribución de la potencia fotovoltaica conectada a la red no está repartida de manera equitativa.

De este modo, las comunidades autónomas que lideran el ránking solar son Castilla-La Mancha, Andalucía y Extremadura. En el otro lado, se sitúan Cantabria, Asturias, Ceuta y Melilla.

España ocupa el tercer puesto mundial por potencia eólica instalada, por detrás de países tan potentes como Alemania y Estados Unidos. Generamos 16.740 MW repartidos de manera desigual por todo el territorio nacional, ya que algunas comunidades autónomas, como Madrid y Extremadura, no cuentan con molinos de viento, capaces de generar electricidad.

La eólica, la cuarta fuente

Según los últimos datos que maneja Red Eléctrica Española, la energía eólica es la cuarta fuente energética por cobertura en nuestro país. La demanda está en el 11,5%, por encima ya de la hidráulica y por detrás de la nuclear y la de carbón.

El signo evidente de la progresiva incorporación de esta tecnología al sistema eléctrico español es el incremento de la potencia instalada en los dos últimos años, que ha crecido un 44%.

Castilla-La Mancha lidera por volumen la cantidad de electricidad generada, aunque es Andalucía la comunidad autónoma que más está apostando por esta energía alternativa, y en un año ha incrementado la potencia instalada en un 195%, convirtiéndose en la cuarta región española en el escalafón, por detrás de Castilla y León y Galicia.