Obama se pone a prueba en Moscú

El presidente Barack Obama llegará hoy por la tarde a Rusia
El presidente Barack Obama llegará hoy por la tarde a Rusia

NUEVA YORK- Sin duda el presidente Barack Obama tendrá hoy un mejor recibimiento que la última vez que estuvo en Rusia con el senador Richard Lugar. Hace cuatro años los guardias fronterizos detuvieron durante varias horas a los políticos porque querían inspeccionar su avión. Eso sí, el gabinete es consciente de que en esta visita a Europa no se espera que las calles de Moscú se llenen de gente con la «Obamanía» que recorre el resto del viejo continente. Sus líderes tampoco se desharán en halagos. El presidente ruso, Dimitri Medvedev, y el actual primer ministro, Vladimir Putin, se limitarán a ser cordiales con el mandatario demócrata durante su visita que también le llevará a Italia, donde participará en las reuniones del G-8 y se reunirá con el Papa Benedicto XVI; también visitará Ghana, donde pronunciará un discurso con sus objetivos para las naciones en vías de desarrollo. Obama quiere «apretar el botón de reinicio» en las relaciones entre EE UU y Rusia, pero se prevé que ese objetivo le cueste mucho trabajo, sobre todo cuando los nuevos libros de texto enseñan a los niños que Occidente ha sido siempre hostil con Rusia, el último presidente de la URSS, Mijail Gorbachov, se equivocó y la expansión de la OTAN hacia Europa del este interfiere en los asuntos de su país.«Mentalidad en bloques» En una entrevista, Obama destacó que Putin es un hombre de la Guerra Fría con «un pie en el viejo estilo de manejar los asuntos y otro en el nuevo». El aludido no tardó en contestarle al recordar que es Washington quien debe renunciar a «su mentalidad de bloques». En cambio, Obama elogió a Medvedev, un comentario que fue interpretado como un intento del demócrata para dividir al «tándem ruso». El líder estadounidense asistirá a un encuentro con representantes de la sociedad civil rusa y miembros de la oposición. Este gesto se traduce en que Washington no considera al Kremlin como la única representación del país. El encuentro es la primera visita oficial de Obama a Moscú y tiene lugar justo un año después de la guerra ruso-georgiana, que terminó por minar las relaciones con Washington, marcadas durante la Administración de Bush por una serie de fuertes tensiones.

Las prioridades del encuentro- Rusia ha anunciado que permitirá a Estados Unidos utilizar su territorio y espacio aéreo para el transporte de municiones y armas de las fuerzas de la OTAN y de EE UU en las que ambas naciones combaten con los talibanes en Afganistán.- En la visita de Obama, que durará hasta el miércoles, se buscará llegar a un acuerdo que reemplace el Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START I) de 1991, que expira el 5 de diciembre, y el cual es primordial para las naciones en sus planes de seguridad nacional y lucha contra el terrorismo.