Eurocopa

Tras catorce horas de viaje la selección llega a Sudáfrica

Catorce horas de viaje desde Bakú a Johannesburgo y posterior traslado en autobús a Rustemburgo, «la ciudad de los mineros», empleó ayer la selección española, que quedó concentrada en espera del debut del próximo domingo ante Nueva Zelanda. Para el citado compromiso, todos los jugadores ya estarán a disposición de Del Bosque.
La llegada al mediodía a Sudáfrica sirvió para comprobar la cara de cansacio de los futbolistas, el buen ambiente que reina en el plantel español, aunque algunos como Silva, Xabi Alonso y Villa estén pendientes –pese a no decirlo– de lo que ocurre con su futuro, vincuado al Real Madrid.
No hubo entrenamiento, la tarde sirvió para acreditarse, pero Del Bosque anuncia dos sesiones de trabajo para hoy, en un campo que cuentan que no está en perfectas condiciones. Además, el hotel de concentración no tiene los lujos acostumbrados.