Juegos Olímpicos

Un bronce que sabe a poco

Octava medalla para España en las piscinas del Foro Itálico, la primera en natación y la primera de bronce. La consiguió el malagueño Rafa Muñoz , plusmarquista mundial y bronce en los pasados Campeonatos de Europa, en los 50 metros mariposa. El español partía como favorito y se plantó en la final con la mejor marca de los ocho participantes (22.68). Una mala salida le condenó y tuvo que recuperar en la segunda parte de la piscina para acabar tercero en la final de los 50 metros mariposa, con un crono de 22.88, lejos de su plusmarca mundial de 22.43. El oro fue para el gran rival de Muñoz, el serbio Milorad Cavic, que nadó en 22.67, récord de los campeonatos. La plata fue para el australiano Mathhew Targett. Esta tarde habrá nuevas opciones de medalla, con la presencia del nadador de Sabadell Aschwin Wildeboer, que disputará la gran final de los 100 metros espalda, tras conseguir la cuarta mejor marca en las semifinales (52.76). Wildeboer luchará por el oro con los japoneses Koga e Irie. La buena noticia para el español es que no estará el gran favorito, el americano Aron Peirsol, plusmarquista mundial y sorprendentemente eliminado por tiempos, que no podrá revalidar los títulos de 2005 y 2007. Las miradas volverán a estar puestas en el «tiburón de Baltimore», Michael Phelps, que puede conseguir su segunda medalla de oro en la prueba de los 200 metros libres.