Peregrinación de moda y fe

El Vaticano cede 40 vestimentas litúrgicas al Museo Metropolitano de Arte de Nueva York para representar la influencia de la religión católica en la moda

El Vaticano cede 40 vestimentas litúrgicas al Museo Metropolitano de Arte de Nueva York para representar la influencia de la religión católica en la moda.

La moda se ha ido nutriendo a lo largo de los años de movimientos, influencias y épocas. La religión y el catolicismo han sido uno de los elementos que han inspirado a diseñadores para la creación de prendas y tendencias, obteniendo piezas dignas de exposición. Una influencia que, por iniciativa del Vaticano, estará representada en el Museo Metropolitano de Arte de nueva York (MET).

Y es que, la máxima institución de la Iglesia católica ha unido fuerzas con la revista «Vogue» y con Versace para mostrar al mundo «Cuerpos celestiales: la moda y la imaginación católica». Una exposición que se podrá visitar a partir del 10 de mayo y que contará con un total de 40 vestimentas litúrgicas cedidas por el Vaticano que viajarán a Estados Unidos, siendo la primera vez que salgan de la Santa Sede. Ayer la editora de «Vogue», Anna Wintour, la creadora de la firma italiana, Donatella Versace y el cardenal Gianfranco Ravasi presentaron la exposición en Roma. Una muestra que estará acompañada de piezas de diseñadores como Azzedine Alaia, el español Balenciaga o piezas de colecciones medievales. La decisión de unir moda y religión es una propuesta que no ha tardado generar controversia. El comisario de la exposición, Andrew Bolton, ha despejado las dudas: «Algunos considerarían que la moda es un medio inadecuado con el que involucrarse en ideas de los sagrado o divino, pero el vestido es básico para cualquier debate sobre religión».

La exposición estará precedida por la gran cita anual que une moda y arte: la gala MET. Rihanna, Amal Clooney y Donatella Versace serán las anfitrionas de la cena benéfica (que sirve para mantener el museo) en la que los invitados desfilarán por la alfombra roja, esta vez, con diseños inspirados en la religión contando así con el apoyo del Vaticano.