Julián Muñoz descarga culpas en el fallecido Jesús Gil: «Nos metió en un lío»

Roca y Muñoz, en el centro y a la derecha, ayer sentados en el banquillo

El ex alcalde de Marbella (Málaga) Julián Muñoz cargó ayer las tintas contra quien fuera su antecesor en el cargo, Jesús Gil y Gil, al afirmar que el fallecido regidor «nos metió en un lío a todos», en alusión a los ex munícipes de la localidad costasoleña acusados y condenados en un sinfín de procedimientos judiciales por cuestiones urbanísticas.

Durante su declaración en el juicio iniciado ayer en la sección octava de la Audiencia Provincial de Málaga por otros tantos convenios urbanísticos que ocasionaron un perjuicio al consistorio marbellí de cinco millones de euros, según la acusación pública, Muñoz aseguró que «nunca» gestionó o negoció permisos urbanísticos. Además se reafirmó en su convencimiento de que «jamás» hubiera firmado documento alguno de tener constancia de que se trataba de algo ilegal. Según el ex alcalde, era Gil quien «mandaba» a los concejales que rubricaran los permisos urbanísticos y éstos habían de acatar las órdenes.

En el juicio se analizan convenios que fueron firmados por Muñoz como alcalde accidental y por un empresario que representaba a tres sociedades, formando parte todas las parcelas del sector Elviria Sur.

En la sesión del juicio de ayer, compareció también como investigado el que fuera gerente de Urbanismo en el Ayuntamiento de Marbella Juan Antonio Roca, quien en la línea de Muñoz aseguró que Gil «imponía a sus concejales» la firma de los convenios urbanísticos. En ese sentido, negó haber hablado o negociado convenios urbanísticos con Muñoz.