Política

Para todos los gustos

Biografía dibujada de Stan Lee / Foto: La Razón
Biografía dibujada de Stan Lee / Foto: La Razón

La Feria de Muestras de Armilla (Granada) acoge este fin de semana FicZone, convención dedicada al cómic, la animación y la fantasía, junto a Granada Gaming Festival y, por primera vez, MeepleFactory, festival dedicado a los juegos de mesa. Este evento, concentrado en tan solo dos días, incluye una amplia oferta de actividades relacionadas con la cultura japonesa, el Kpop o música coreana, modelismo, Harry Potter, el manga, desarrolladores y campeonatos de videojuegos, cultura retro, bodas «frikis» y un largo etcétera. El cómic estará presente a través de varias editoriales y librerías así como en una exposición dedicada al Universo Marvel y otra específica a uno de sus más destacados creadores, Stan Lee. Planteada como un homenaje póstumo, estará formada por las obras que participen en un concurso consagrado a mostrar los numerosos cameos o pequeñas intervenciones de Stan Lee.

De entre las numerosas novedades de cómic precisamente hay una sobre la vida de Stan Lee, «Asombroso, fantástico, increíble: unas memorias maravillosas», heredera de la estética Marvel. Tal vez una de las mejores biografías dibujadas es la que realizó hace casi 50 años el japonés Shigeru Mizuki sobre Hitler. En poco menos de 300 páginas fue capaz de concentrar, con brillante uso de la síntesis, los principales acontecimientos de una vida marcada por un profundo antisemitismo. Otra biografía con la fundamental presencia de la II Guerra Mundial es el gran trabajo del parisino Enmanuel Guibert, «La guerra de Alan», reeditada recientemente; autor y personaje se conocieron de manera fortuita en la isla de Ré, cercana a Nantes, y Guibert decidió contar la apasionante historia de Alan Ingran Cope.

En «Howard P. Lovecraft. El escritor de las tinieblas» no se narra la vida al completo de este maestro de la literatura de terror sino algunos episodios de la misma que marcaron al creador de los Mitos de Cthulhu, como la muerte del ilusionista Houdini o el suicidio de su joven amigo Robert E. Howard, autor de «Conan». Este libro, al igual que «H.P. Lovecraft. Vida y obra ilustradas», en cuyo interior se recogen numerosos textos e ilustraciones sobre su vida y obra, son dos estupendos trabajos que nos acercan a este singular escritor norteamericano a la que vez que permiten comprender mejor sus obsesiones.

«Sabrina», del compatriota de Lovecraft, Nick Drnaso, es el primer cómic finalista del prestigioso premio «Man Booker». Quizás uno de los factores que tuvo en cuenta su jurado fue el certero retrato que Drnaso hace de la Norteamérica actual, especialmente de telepredicadores y seguidores de las teorías de la conspiración. La desaparición de la joven Sabrina altera la pacífica existencia de sus seres queridos, pero tras un habilidoso punto de giro en la historia, la pesadilla se torna aún más oscura. El catalán Marcos Prior es el autor de un adictivo cómic, «La noche polar», formado por varias historias que transcurren en lugares y épocas diferentes pero que mantienen un nexo de unión también en torno a las teorías de la conspiración. Aunque incluye diversos relatos, «En corto» es, a diferencia del título anterior, una obra colectiva formada por historietas premiadas en la Bienal Nacional de Cómic Biblioteca Insular de Gran Canaria. Como suele suceder en este tipo de volúmenes, la oferta es tan variada que incluye personajes inolvidables como «La señora rosa» o una interesante incursión en el misterio, «Juega». Otro volumen formado por varias historias es «Sombras en la tumba», del veterano Richard Corben, poseedor de un estilo inigualable y autor imprescindible en el género de la ciencia ficción y el terror. En este libro reúne una veintena de historias repletas de ambiciosos personajes que en muchas ocasiones acaban en las garras de seres monstruosos. No menos terrorífico es el antagonista de «El puente del Troll», de la dibujante Colleen Doran y el escritor Neil Gaiman, autor de la novela «American Gods», en la que se basa la popular serie de idéntico título que cuenta con el sevillano Paco Cabezas entre sus más destacados realizadores. En «El puente del Troll» narra el encuentro entre éste y un niño, que logra salvar su vida a cambio de su compromiso para regresar cuando sea mayor.

La Guerra Civil es el marco en el que se desarrollan las historias de «Nuevas hazañas bélicas», escritas por Hernán Migoya y para la que ha contado con la colaboración de una larga lista de ilustradores. Bisnieto de un fusilado durante la Guerra Civil, Migoya huye de maniqueísmos y muestra el horror y lo absurdo de cualquier confrontación bélica con referencias a personajes reales como Franco, Azaña, Moscardó y Durruti; asimismo, rescata a figuras desconocidas, como el popular jugador de fútbol Silvestre Irigoyen, detenido por carlista y padre, según se relata en este libro, de uno de los fundadores de ETA. Como buen cinéfilo, Migoya no oculta su pasión y se inspira en títulos de películas para nombrar algunos de sus relatos («Grupa salvaje», «¡Huida del planeta de los tibios!» y «Evasión o victoria»), cuando no recurre a juegos de palabras («Con el Moscardó tras la oreja», «La Pasión aria» y «La vitualla del Ebro»). Aunque no se trate en puridad de un cómic, en este repaso a algunos de los más recientes no podía faltar una referencia a la ingeniosa Flavita Banana, colaboradora de diversos medios de comunicación, que recopila en «Archivos cósmicos» una brillante selección de viñetas sobre la mujer y las relaciones de pareja, además de mostrar su preocupación por la cultura y los temas sociales, materias destinadas, como el resto de los títulos citados, para todos los gustos.