Junta e industria alimentaria caminan de la mano para ser más competitivos

Agricultura y Ganadería pone al servicio de Vitartis sus centros tecnológicos y de investigación

Milagros Marcos llega a la Asamblea de Vitartis en compañía de Felix Moracho, y Ramón Urquijo
Milagros Marcos llega a la Asamblea de Vitartis en compañía de Felix Moracho, y Ramón Urquijo

La Consejería de Agricultura y Ganadería y la Asociación de la Industria Alimentaria de Castilla y León (Vitartis) estrechan sus relaciones con el objetivo de aumentar la competitividad y la productividad y, por ende, crear empleo y riqueza en la Comunidad, en general, y en el medio rural, en particular.

Así se ponía ayer de manifiesto durante la asamblea general de Vitartis que se celebraba en Salamanca, con la presencia de la consejera de Agricultura y Ganadería, Milagros Marcos, quien aseguraba en su intervención que su departamento pondrá a disposición del sector agroalimentario de Castilla y León todos los centros tecnológicos y recursos de investigación de que disponen «para conseguir que los productos que ofrezcan nuestras empresas sean los que de verdad quieren y desean los consumidores finales». «Estamos trabajando para aportar las líneas de investigación en aquello que demanda la industria alimentaria», decía la consejera, a la vez que recordaba la importancia de este sector, en el que ha incluido al agricultor, el ganadero y la industria agroalimentaria, que en Castilla y León supone un 11 por ciento de su Producto Interior Bruto (PIB) y genera cien mil puestos de trabajo, de los cuáles uno de cada tres pertenecen al sector de la agroindustria. Milagros Marcos explicaba que la agroalimentación es un sector muy pujante y con muchas posibilidades y grandes retos que coinciden con los de la Junta de Castilla y León, y aseguraba que hay que trabajar en el futuro para buscar un equilibrio entre todos los agentes de la cadena de valor para lograr la mayor competitividad en cada uno de ellos. «Intentaremos que las exportaciones sean cada vez más productivas introduciendo mecanismos de innovación, investigando permanentemente y produciendo aquello que necesita la industria, y qué es lo que demanda el consumidor», insistía la consejera.

El presidente de Vitartis, Félix Moracho, aseguraba que el objetivo es dar respuesta a las oportunidades que se abren en la industria agroalimentaria de la Comunidad. «Hasta ahora hemos recorrido un camino importante y el sector no para de crecer -decía-, pero si logramos crear una cultura de colaboración a lo largo de la cadena alimentaria se pueden sentar las bases de un futuro prometedor para el medio rural y la agroindustria».

Situación de El Árbol

Por otra parte, Marcos aseguraba que en este conflicto la Junta trabaja para velar por los trabajadores y por que los productos de Castilla y León sigan en las estanterías de los supermercados Día, la cadena que compró El Árbol.