Política

Llaman a aunar esfuerzos y a trabajar unidos para sacar el mayor provecho del Corredor del Atlántico

Empresarios y políticos analizan este eje logístico, en una jornada organizada por el CES e Ical en Ávila

Silvia Clemente conversa con Germán Barrios, en presencia de José Luis Rivas
Silvia Clemente conversa con Germán Barrios, en presencia de José Luis Rivas

Aunar esfuerzos y trabajar unidos para sacar el mayor provecho del Corredor del Atlántico. Esto es lo que demandan los empresarios y políticos de Castilla y León que reunieron, en Ávila, el Consejo Económico y Social (CES) y la Agencia Ical, para analizar el impacto de este eje transversal.

La presidenta de las Cortes regionales, Silvia Clemente, que fue la encargada de clausurar la jornada, aseguró que se trata de una «oportunidad más para desarrollar la conectividad» y luchar así contra la despoblación.

Al respecto, aseguró que «necesitamos que las medidas en esta materia se desarrollen deprisa, necesitamos los fondos estructurales y los fondos del corredor y necesitamos el trabajo conjunto de todos los que operamos en el ámbito de lo público y lo privado».

Silvia Clemente insistió en que «avanzar en la aplicación de fondos para conectividad» va a permitir beneficiar a muchos de los sectores que tienen capacidad de crecimiento en Castilla y León, como son la industria agroalimentaria o el turismo, lo que va a incidir en «superar la despoblación». Asimismo, apostó por hacerlo «de la mano de la innovación tecnológica» y «unido a un mejor transporte de mercancías», aspecto que también vinculó al «importante sector de la automoción» que atesora nuestra Comunidad.

En la misma línea, el presidente de la Conferencia Internacional de Cámaras de Comercio, Industria y Navegación del Eje Ferroviario Transeuropeo Atlántico (CEFAT), Antonio Miguel Méndez Pozo, hizo un llamamiento a la unidad de «todos» los territorios implicados en el impulso de este eje logístico para que décadas después de su planificación se convierta en una «realidad».

Méndez Pozo puso de «ejemplo» la acción conjunta de las comunidades y territorios bañados por el Mediterráneo, que están potenciando sus territorios e infraestructutras.

Por su parte, el presidente del CES, Germán Barrios, se mostró partidario de apostar por «menos ladrillo y más carreteras», porque eso es «apostar por reducir los costes logísticos, y aumentar la productividad de las empresas y la competitividad del sistema económico e industrial». «Es algo que la Unión Europea nos está diciendo que tenemos que avanzar», añadió, «por lo que el Corredor del Atlántico tiene que ser un proyecto país-región».