ERC y PSC ganan peso municipal en las elecciones en detrimento de JxCat

En Barcelona, la antigua CiU perdió la mitad de su representación

Artadi (JxCat) se pone a disposición de Maragall por "la unidad del independentismo"Quim Torra, Elsa Artadi, Neus Munté, Ferran Mascarell27/05/2019

En Barcelona, la antigua CiU perdió la mitad de su representación.

ERC y PSC han ganado peso municipal en las elecciones de este domingo, en detrimento de JxCat, fuerza heredera del espacio político que representó CiU en 2015 y que ha sufrido un retroceso en numerosos frentes locales, especialmente relevante en la ciudad de Barcelona.

Después de haberse situado como primera fuerza en Cataluña en las elecciones generales del pasado 28 de abril, ERC ha vuelto a obtener un resultado histórico.

Su principal hito ha sido la victoria de Ernest Maragall en la ciudad de Barcelona, que está a las puertas de tener su primer alcalde independentista, pese a que con sus 10 ediles -lejos de los 21 de la mayoría absoluta- necesita pactar su agenda para gobernar.

La victoria de ERC por la mínima contrasta con el resultado de JxCat, ahora quinta fuerza en el Ayuntamiento de Barcelona, con cinco escaños, la mitad de los escaños que obtuvo CiU en 2015.

Ha sido una victoria ajustada -en votos- sobre Ada Colau: ERC ha cosechado 160.990 votos (21,35%) y 10 escaños, frente a los 156.157 apoyos (20,71%) obtenidos por Barcelona en Comú, que también ha conseguido 10 ediles, seguido del PSC de Jaume Collboni, que ha doblado resultados con respecto a 2015 al pasar de 4 a 8 concejales.

Los comunes han perdido así su principal baza institucional, la alcaldía de Barcelona, después de cuatro años en los que Colau ha ejercido de mascarón de proa de las confluencias de izquierda.

A nivel municipal ha sido una buena noche para ERC, pero también para el PSC, sobre todo en el área metropolitana de Barcelona.

Los socialistas, por ejemplo, han logrado mayorías absolutas con Núria Marín en L’Hospitalet de Llobregat, Núria Parlon en Santa Coloma de Gramenet, Raquel Sánchez en Gavà, Lluïsa Moret en Sant Boi de Llobregat y Pilar Díaz en Esplugues de Llobregat.

También se han hecho con más de la mitad de escaños los alcaldes de otros de los bastiones del PSC en la comarca del Baix Llobregat, como Antoni Balmón en Cornellà de Llobregat, Antoni Poveda en Sant Joan Despí o Carlos Ruiz en Viladecans.

En la provincia de Barcelona, con el 99,98% escrutado, la fuerza más votada ha sido el PSC, con 628.633 sufragios (24,30%), seguido de ERC, con 569.065 votos (22%), con JxCat en tercera posición.

En número de concejales, ERC es primera en las comarcas barcelonesas con 1.178, por encima de JxCat con 817 y del PSC con 796, muy por delante del resto de fuerzas: los comunes (189), la CUP (176), Cs (159) y el PP (38).

En la provincia de Lleida, ERC no solo ha conseguido la victoria en la capital leridana -arrebatándosela a los socialistas-, sino que también se ha erigido en la primera fuerza de la demarcación, con el 31,45% de votos y 643 ediles.

Sin embargo, JxCat la ha superado en número de concejales (751), pese a obtener en global menor porcentaje de votos (31,16%).

En la provincia de Girona, en cambio, JxCat ha resistido como primera fuerza, con el 29,55% de los votos, aunque empatada con ERC a 710 concejales, si bien los republicanos se sitúan como segundos más votados (27,15%), por delante del PSC, con un 12,44% de votos y 148 ediles.

Caso aparte es el de la provincia de Tarragona: la página web del Ministerio de Interior atribuye un 26,24% de los votos a Primàries, una iniciativa electoral amparada por la ANC y liderada en Barcelona por Jordi Graupera, y la sitúa como la más votada con 95.737 apoyos, seguida de Junts, con 20,41% y 74.176 sufragios, y PSC, con 60.743 y un porcentaje de 16,72%.

Primàries, no obstante, se presentó solo en siete municipios de la demarcación de Tarragona -Reus, Cambrils, El Vendrell, Salou, Escornalbou, Calafell y Tortosa-, y fuentes de la propia formación descartan que hayan podido obtener el volumen de votos que indica la web en la provincia.