Espadaler tampoco acaba con el malestar de los Mossos

Los sindicatos policiales vuelven a reclamar menos recortes a Interior

En la imagen, el conseller de Interior, Ramon Espadaler
En la imagen, el conseller de Interior, Ramon Espadaler

Hace años que las relaciones entre los sindicatos de los Mossos d'Esquadra y la conselleria de Interior no pasan por su mejor momento. No sucedió con Joan Saura ni Felip Puig, y es posible que tampoco con el actual titular del departamento, Ramon Espadaler. Los Mossos le piden más de lo que ha mostrado hasta ahora, que son buenas pabras. Le reclaman que cumpla algunas de las peticiones planteadas en los últimos años por estos sindicatos policiales.

Acuerdos y diálogo

El portavoz del Sindicat de Policies de Catalunya (SPC), David Miquel, en nombre también del SME–CC OO. y del CAT–ME, explicó esta semana que valora que el nuevo equipo que lidera ahora el departamento de Interior muestre «su voluntad de llegar a acuerdos» en cuestiones que no tengan coste económico y mejorar el diálogo con ellos.

Por ello, le dan un voto de confianza aunque reiteran que el balance de la reunión no puede ser positivo mientras siguen los recortes «draconianos» y recuerdan que el conflicto dentro del colectivo sigue abierto.

Desde el sindicato SAP–UGT, Valentín Anadón señaló que constatan cierto «inmovilismo» porque el conseller «les ha recordado que los recortes salariales se aplicarán sí o sí , la reducción de una paga extra a los funcionarios, que se repartirá entre julio y diciembre».

Anadón recordó que de momento no hay ningún acuerdo con la conselleria, y añadió que lo que hay de momento es una declaración de intenciones, «pero esto se tiene que concretar en hechos». En al última reunión mantenida entre Mossos e Interior, en la que estuvo presente el director general de la Policía Autonómica, Manel Prat, se habló de reivindicaciones históricas como la dotación de chalecos antibala ligeros para los agentes, y las problemáticas como la falta de vehículos, combustible o el coste de la vivienda para los agentes desplazados, que se evidencia con la protesta de un grupo de Mossos en Viella, que sigue sin solucionarse. El objetivo ahora de los Mossos es solucionar estas viejas polémicas.

Siguen las protestas

Pese a las reuniones mantenidas entre la conselleria de Interior y los sindicatos, las protestas de los agentes no se han terminado, ni mucho menos. Esta semana un grupo de Mossos, entre los que había delegados sindicales, se concentraron frente a la sede de la conselleria con chalecos antibala de cartón, en protesta por la falta de material que denuncian. Los lemas de la concentración fueron «Mossos en lucha», «Este es nuestro chaleco» y «Todos somos Viella».