La masificación de Barcelona no es consecuencia del turismo sino de la oferta ilegal, según experto

Las previsiones del gremio de hoteleros son que la ocupación se situará por encima del 80%

Turistas en la Sagrada Familia de Barcelona
Turistas en la Sagrada Familia de Barcelona

Las previsiones del gremio de hoteleros son que la ocupación se situará por encima del 80%

La masificación de Barcelona no es consecuencia del turismo, sino de la oferta ilegal, según advierte el profesor del Departamento de Economía y Empresa de la Universitat Abat Oliba CEU y especialista en el sector turístico, Benet Maimí.

Maimí ha alertado del daño que la ‘turismofobia’ provoca a la imagen de Barcelona y ha recomendado al Ayuntamiento “hacer pedagogía sobre los beneficios del turismo”, ha informado la universidad este miércoles en un comunicado.

Ha recordado que las previsiones del gremio de hoteleros son que la ocupación se situará por encima del 80%, y, de confirmarse la cifra, podría calificarse la temporada de verano “de buena o muy buena”, según señala el profesor.

Frente al descontento que puede generar una masificación en ciertas zonas urbanas, este experto observa que no debe establecerse una relación directa entre turismo en general y masificación, sino que se trata de un problema vinculado a un tipo concreto de oferta.

“La masificación es fruto de una oferta ilegal”, afirma Maimí, en referencia a la multiplicación de pisos turísticos no regulados, y por ese motivo pide “regulación” de esta clase de alternativas de alojamiento.

El atractivo de Barcelona en el exterior se debe, además de a sus condiciones intrínsecas, a la existencia de una marca bien posicionada desde la celebración de los Juegos Olímpicos, además de una estrategia orientada al “modelo del turismo de negocios”.