Vila d'Abadal sopesa lanzarse a las autonómicas más concurridas

La Razón
La RazónLa Razón

La política catalana está agitada. Es un cóctel de tensiones y de siglas. En el Parlament, siete formaciones políticas: CiU, PSC, PP, CUP, ERC, Ciutadans e ICV ocupan asiento. Fuera del hemiciclo la monja Forcades y el presidente de Justicia i Pau, Arcadi Oliveras, hacen sus pinitos. Ernest Maragall deambula como alma en pena suplicando una foto con su Nova Esquerra Catalana. La líder de la Plataforma contra los desahucios, Ada Colau, se deja querer aunque sigue en el banquillo. Plataforma por Cataluña no ceja en sus intentos de obtener representación. Pero no son los únicos. En el mundo independentista ha surgido un nuevo partido: Moviment Demòcrata Català.

Antoni Castellà, secretari d'Universitats del govern d'Artur Mas y miembro de la dirección de Unió, subió a su coche el sábado 22 de junio en dirección a Vidrà. Allí le había citado el alcalde Vic, Josep Maria Vila d'Abadal, para tratar el espinoso tema del nombre de la universidad resultante de la fusión de Vic y de la de Manresa. El sábado por la tarde, Castellà debía encontrarse con el alcalde de Manresa. Dejar el tema solventado con su antiguo correligionario y alcalde de Vic era importante. El tema era espinoso y llevaba una propuesta en la cartera. El nombre del nuevo centro: Universitat de Vic Central de Catalunya.

La sorpresa

Cuando llegó a Vidrà, la sorpresa de Antoni Castellà fue mayúscula. En el ayuntamiento de la población, estaban reunidas unas sesenta personas encabezadas por Vila d'Abadal constituyendo un partido. La mayoría ex militantes de Unió aunque también los había de Convergència. De esta forma, el dirigente de Unió, de forma involuntaria, presenció la constitución del nuevo partido.

El cabeza visible de la nueva formación, el alcalde de Vic y rival directo de Josep Antoni Duran Lleida en el pasado congreso democristiano, confirmó la constitución del nuevo partido a una televisión local días después.

La nueva formación, con un marcado carácter independentista, se nutre fundamentalmente de militantes de la comarca de Osona como el alcalde de Vidrà y anfitrión, Josep Anglada, Ignasi Santigosa, ex presidente de UDC de Manlleu, el ex alcalde de esta localidad, Quim Vives, y el ex presidente del partido en Osona, Xavier Farrés, actualmente concejal en Vic. Al encuentro de Vidrà también acudieron representantes de Tarragona, de Lleida i de Girona.

Fuentes presentes en la reunión, explicaron que el nuevo partido se presentará después del verano. No se descarta que coincida con la Diada pero otros prefieren ir más pausado y alargar su presentación para octubre. Es mejor esperar, para que el primer objetivo de la formación, participar en las próximas municipales, se consolide en el territorio desarrollándose más allá de su cuna, la comarca de Osona.

Además, el nuevo grupo baraja la posibilidad de adoptar una marca electoral que agrupe, además de los miembros del nuevo partido, a grupos independientes que en algún momento habían formado parte de partidos tradicionales. Bajo esta estrategia, se apunta a la marca ARA acompañada del nombre de la ciudad en la que se presente la candidatura. Por eso, no extraña que a la reunión fundacional asistieran miembros de ARA Tarragona, que se presentará en las próximas municipales, y ARA Reus, que tiene actualmente dos concejales. Uno es ex miembro de CDC, Jordi Cervera, y otro ex miembro de UDC, Cori Fargas. Los dos estaban en Vidrà. «Quizás todavía es pronto», añaden estas mismas fuentes, pero no se descarta que el proceso del Moviment Demòcrata Català acabe en «ARA Catalunya».

Fuentes de Unió auguran «poco recorrido» a este intento de Vila d'Abadal, al que acusan de actuar por intereses personales, de mantenerse en la escena política una vez abandonó Unió después de conseguir apenas el apoyo del 20 por ciento de los delegados. Algunos representantes del partido democristiano fueron más displicentes: «Hizo la reunión en Vidrà porque la mayor parte del pueblo es de su propiedad. No en vano su familia tiene el título de Conde de Vidrà».