Clases suspendidas y derrumbe de techos y muros por el temporal

Los padres denuncian la inseguridad de los barracones

Las fuertes rachas de viento, que alcanzaron hasta cien kilómetros por hora en Castellón, produjeron 289 incidentes, según el Centro de Emergencias de la Generalitat.

El temporal de viento y frío que afectó a la Comunitat en las últimas horas obligó a desalojar un instituto de Educación Secundaria en Benidorm y un polideportivo en Valencia, donde se desplomó un muro medianero, sin que se produjeran heridos. Las fuertes rachas de viento, que alcanzaron hasta cien kilómetros por hora en la provincia de Castellón, produjeron 289 incidentes, según el Centro de Emergencias de la Generalitat.

Así, en Alicante el viento llevó a desalojar por precaución una parte del Instituto Pere María Orts i Boch de Benidorm, después de que las fuertes rachas de viento levantaran algunas sujeciones de los techos de varias aulas prefabricadas instaladas en el centro, donde reciben clase unos 400 alumnos. Asimismo, en Orihuela se suspendieron por seguridad las clases del colegio Virgen del Camino, donde estudian 43 alumnos, después de que Protección Civil hubiera elaborado un informe donde se advirtió de que el techo de las aulas cedía por la presión del viento y el mal estado y la falta de seguridad de una puerta y una ventana.

En Valencia se registró a primera hora de la mañana una tormenta acompañada de fuertes vientos, lluvia y rayos, además de un fuerte viento que alcanzó hasta los ochenta kilómetros por hora. El Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia realizó trece servicios, entre ellos, saneamientos de fachada, cornisas, mobiliario urbano, árboles y retirada de toldos y carteles, aunque el más destacado se registró en la capital, donde se desalojó el polideportivo del Cabanyal después de que se desplomara un muro medianero, sin que hubiera heridos.

También en esta provincia se cayó el muro del patio del colegio Ciutat de Cremona de Alaquàs, el de las clases de Infantil. Tampoco hubo heridos, ya que los niños se encontraban en clase. Ante este incidente, la alcaldesa Elvira García y la asociación de padres y madres del centro denunciaron que más de 500 niños estudian en aulas prefabricadas. El temporal afectó también al transporte, pues la circulación de la línea 1 de Metrovalencia entre L'Alcudia y Villanueva de Castellón quedó interrumpida tras caer sobre la catenaria un pino.

En Castellón el viento estuvo acompañado de nevadas y se decretó la emergencia situación 0 en las comarcas de Els Ports y Alt Maestrat y el municipio de Vistabella del Maestrazgo.