Una Valencia en «shock» muestra respeto a la que fue su alcaldesa durante más de dos décadas

Grupos políticos y entidades sociales coinciden en la labor de Rita Barberá al frente del Ayuntamiento y destacan su devoción por la ciudad

SILENCIO EN EL CAP I CASAL. El pleno del Ayuntamiento de Valencia guardó un minuto de silencio por la que fue alcaldesa de la ciudad durante más de dos décadas.
SILENCIO EN EL CAP I CASAL. El pleno del Ayuntamiento de Valencia guardó un minuto de silencio por la que fue alcaldesa de la ciudad durante más de dos décadas.

Grupos políticos y entidades sociales coinciden en la labor de Rita Barberá al frente del Ayuntamiento y destacan su devoción por la ciudad

Un minuto silencio, banderas a media asta y tres días de luto oficial. Valencia reaccionó a la muerte de Rita Barberá con el protocolo en una mano y el corazón en la otra. El pleno del Ayuntamiento se convocó de manera urgente tras conocerse la noticia y hasta allí se trasladaron, aún en estado de «shock», los miembros del grupo municipal popular.

«Artífice de la transformación de Valencia», «una persona optimista, cariñosa y cercana, que se entregó con honradez, ahínco y pasión», o «la alcaldesa de todos los valencianos» fueron algunas de las palabras que eligió, en nombre de los populares, el concejal Alfonso Novo.

«Hoy es un día muy triste para el grupo popular y para toda Valencia», declaró para a continuación recordar su «incansable trabajo», ya que era alcaldesa «24 horas 365 días al año» y, como ella decía, su «mejor despacho» era la calle.

El alcalde Joan Ribó fue el primero en ofrecer el Cap i Casal como lugar para la despedida e incluso se mostró abierto a la posibilidad de instalar una capilla ardiente en la casa consistorial si así lo hubiera pedido la familia, algo que finalmente esta rechazó. Un Ribó «conmocionado» por la noticia que solo tuvo palabras buenas para su antecesora, de la que dijo «pasará a la historia por ser una persona escogida democráticamente durante 24 años alcaldesa y su impronta la llevará esta ciudad durante mucho tiempo».

Porque la de ayer fue también una jornada para dejar atrás viejas rencillas políticas y luchas partidistas. Al menos por un día, todos los partidos coincidieron en el relevante papel que ha jugado Barberá en el desarrollo de la ciudad, aunque hubo algunos gestos que no pasaron desapercibidos. Como la ausencia de los concejales de València en Comú (grupo que integra a Podemos) María Oliver y Berto Jaramillo. Este último decidió por voluntad propia ausentarse del pleno, aunque la primera alegó motivos de agenda.

Sin embargo, Jordi Peris, portavoz de València en Comú (marca blanca de Podemos), sí acudió y transmitió sus condolencias a la familia y personas que querían a Barberá, al tiempo que reconocía la «importancia política» de la exalcaldesa en la ciudad.

Por su parte, la portavoz adjunta de Compromís, Gloria Tello, se unió a las muestras de dolor y dijo de la fallecida que era «una figura indiscutible en esta ciudad y es de recibo mostrar solidaridad con los suyos».

En nombre del PSPV, su portavoz, Sandra Gómez, abogó también por, al menos un día, dejar las diferencias para mostrar las condolencias a sus familiares, compañeros y ciudadanos que la querían, así como su «respeto institucional a la figura de la que fue alcaldesa de la ciudad durante 24 años».

De hecho, incluso enemigos declarados como el exvicealcalde de Valencia Alfonso Grau, número dos de Barberá durante décadas y que en los últimos meses había declarado en su contra, expresó su «sorpresa» y su «dolor» por el repentino fallecimiento de la exalcaldesa, «independientemente de las divergencias» que hubieran tenido.

En nombre de Ciudadanos, su portavoz, Fernando Giner, reconoció que Barberá «ha sido una persona importante a nivel regional y español, muy querida en su momento en Valencia».

También colectivos sociales expresaron sus condolencias. Así, desde la Federación de Asociaciones de Vecinos de la ciudad lamentaron «profundamente» la muerte de la ex edil, con la que compartieron «muchos años de trabajo por la ciudad». La organización que preside María José Broseta hizo extensivo su pésame a los familiares y amigos de la fallecida.

El funeral por la senadora y exalcaldesa tendrá lugar hoy a las cuatro de la tarde en el tanatorio del Cementerio de Valencia. La familia ha mostrado su deseo de que se celebre en la intimidad con familiares y amigos y sin la presencia de instituciones ni partidos políticos.