¿El reencuentro de las hermanas Serra en Podemos?

La portavoz de Unidas Podemos afirma que las puertas de su partido están abiertas para la ex número dos de Errejón

Isa Serra y Pablo Iglesias
Isa Serra y Pablo Iglesias

Isabel Serra, portavoz de Unidas Podemos, afirma que las puertas de su partido están abiertas para la ex número dos de Errejón, su hermana Clara Serra, que el lunes dejó Más Madrid

Pablo Iglesias las separó... e Íñigo Errejón podría volverlas a unir. Tras su dimisión, Clara Serra, hasta ahora número dos de Más Madrid en la Asamblea, tiene «abiertas las puertas» de Podemos, partido en el que dio sus primeros pasos hace cinco años y del que salió para unirse al proyecto de Errejón. La invitación le ha llegado de mano de su hermana, Isa Serra, la apuesta de Pablo Iglesias para la Comunidad de Madrid en las pasadas elecciones autonómicas y portavoz de Unidas Podemos en la Asamblea. «Podemos es un proyecto político que sigue a todas las personas que quieren participar en él. Desde luego que Clara Serra también tiene abierta la puerta de Podemos», aseguró ayer en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces.

Así, el reencuentro de ambas hermanas podría producirse tras años de distanciamiento político. El mismo distanciamiento que acabó por fracturar a la izquierda madrileña en los meses previos a las elecciones municipales y autonómicas de mayo. A pesar de proceder de una familia conservadora –su padre es Fernando Serra, periodista colaborador de Libertad Digital– Clara, de 37 años, e Isa, de 30, siempre han tenido claro que su sensibilidad ideológica estaba encauzada dentro de la izquierda y el feminismo. Muy activistas dentro de los movimientos estudiantiles contra el Plan Bolonia, ambas tuvieron un papel determinante en el nacimiento de Podemos: mientras Clara era la responsable del Área de Mujer e Igualdad, Isa formó parte de las listas para aquellas elecciones europeas de 2014 en las que la formación de Iglesias se destapó con cinco diputados.

Sin embargo, la rivalidad entre «pablistas» y «errejonistas» se acabó trasladando también a los militantes del partido morado. Isabel, que se presentó a finales del 2017 con Anticapitalistas a las primarias para elegir al nuevo secretario general de Podemos en la región, se fue acercando poco a poco a los postulados de Iglesias, hasta el punto de ser incluida por éste en las listas para las pasadas elecciones generales. Por su parte, Clara fue ganando peso en el Podemos madrileño comandado por Errejón, lo que supuso su inclusión como número dos en las listas por Más Madrid, el proyecto con el que definitivamente rompía con Iglesias.

El adiós de Clara Serra de Más Madrid se ha producido a contracorriente: muchos de sus ex compañeros abandonaron el partido, pero para sumarse a Más País, la formación con la que Errejón aspira a entrar en el Congreso de los Diputados el próximo 10-N. Lo cierto es que la mayor de las Serra, pese a ser número dos, no ha ocupado ningún cargo de relevancia en el grupo parlamentario en la Asamblea. Y tampoco fue elegida para suceder a Errejón como portavoz del partido, puesto que ocupa Pablo Gómez Perpinyà. Sin embargo, y tal como reveló en su página de Facebook, entre los motivos que han llevado a Serra a renunciar destaca el «menosprecio» a «años de trabajo militante de compañeros» que «han conseguido levantar proyectos necesarios y valiosos». Así, puso como ejemplo el caso concreto de Barcelona, donde critica el hecho de que Más País vaya a enfrentarse a Ada Colau, lo que «ejemplifica una manera de hacer las cosas que no representa el espíritu plurinacional que tanto hemos dicho defender». Además, ha reprochado que hay que «acordarse del feminismo no solo en las fotos y en la campañas sino sobre todo en los momentos en los que estamos fuera de los focos». Unas palabras que su hermana Isa ha leído con «dolor» pero también con el optimismo de que, tarde o temprano, constituyan el inicio de su regreso a la senda morada.

PP y Vox señalan el «machismo» del partido de Errejón

PP y Vox subrayaron ayer que Serra ha aludido al «machismo» que afirma haber vivido en el partido de Errejón. Así, la líder de Vox en la Comunidad, Rocío Monasterio, se ha dirigido a un «tipo de partidos» que «presumen de feministas» y que, después, reciben acusaciones de machismo.