El TSJM admite una demanda contra el Proyecto de Wanda en el Edificio España

El proyecto que el magnate chino Wang Jianlin tiene para transformar el Edificio España al final de la Gran Vía madrileña en un gran inmueble con un hotel, apartamentos y un centro comercial tendrá que esperar y no sólo a que la próxima Corporación Municipal apruebe el plan parcial para reformar la Plaza de España sino a que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) resuelva un recurso contra la reforma del interior del rascacielos. El TSJM ha admitido a trámite el recurso contencioso-administrativo interpuesto por Ecologistas en Acción contra la modificación puntual del plan general (PGOU) de Madrid que permite la demolición parcial del Edificio España. En un decreto, fechado a 31 de marzo, el Tribunal ha requerido a la Comunidad en un plazo de 20 días, el expediente completo para que puedan comparecer ante este órgano judicial en un plazo de nueve días. Contra la resolución, cabe interponer un recurso de reposición. Según ha señalado Ecologistas, la modificación de este edificio permite que el propietario, el grupo Wanda, pueda demoler la totalidad del edificio, salvo la fachada principal y parte de las laterales en virtud de lo aprobado en las comisiones de Patrimonio tanto del Ayuntamiento como de la Comunidad. De esta forma se le permitirá construir un nuevo complejo de lujo residencial, comercial y hotelero frente a la Plaza de España. Esta operación, a su parecer, está «íntimamente» relacionada con la remodelación de la Plaza de España que ultima el Ayuntamiento de Madrid. No en vano el consistorio madrileño informó recientemente que para la reforma del ámbito se contará con la colaboración público-privada de las empresas radicadas en la zona entre las que se encuentra Wanda y también Mutua Madrileña, entre otras. Según los convenios que se suscribirán al respecto, el magnate chino pagaría un tercio de la reforma, en torno a 30 millones de euros.