Incautados 630 abonos del Madrid que se vendían en una vivienda

Los compradores pagaron entre 500 y 700 euros por cada uno.

A los agentes municipales de Chamberí les llegó el aviso de que la ilegalidad se cometía en un piso de Ríos Rosas
A los agentes municipales de Chamberí les llegó el aviso de que la ilegalidad se cometía en un piso de Ríos Rosas

Los compradores pagaron entre 500 y 700 euros por cada uno.

La Policía Municipal de Madrid intervino el viernes 630 abonos del Real Madrid que se estaban vendiendo en un domicilio de Chamberí por entre 500 y 700 euros cada uno. Los agentes recibieron un aviso de que, en un inmueble del barrio de Ríos Rosas, se estaba llevando a cabo la venta, presumiblemente ilícita, de abonos del Real Madrid C.F. Según Europa Press, una vez en el lugar, los policías (sin uniforme) comprobaron cómo se encontraban varias personas hablando sobre la venta de abonos y observaron cómo iba llegando gente al lugar preguntando por las personas de contacto para la entrega y recogida de abonos ya cobrados.

Algunas de estas personas, reconocieron haber cobrado cuantías de entre 500 y 700 euros por los abonos de los que eran titulares y que habrían utilizado los pagadores, para acceder con ellos al partido celebrado el pasado día 23 de abril en el estadio Santiago Bernabéu contra el F.C. Barcelona. Así mismo, estas personas declararon que le hicieron entrega de sus abonos, personalmente, al portero de la finca frente a la que se hallaban, y que venían a encontrarse con él para recogerlos. Después de hablar con el portero y, ante la falta de colaboración del mismo, contactaron con el presidente de la comunidad de vecinos para acceder a las dependencias internas en su presencia. De esta manera, los policías municipales hallaron gran cantidad de estos abonos junto con un listado de las personas que pasarían a recoger los mismos, según acabó confesando el portero de la finca. Los abonos intervenidos han sido puestos a disposición de los Servicios de Seguridad del Real Madrid para que tome las medidas disciplinarias que considere oportunas.

El club, que retiró por el mismo motivo el carné a 357 socios tras el Clásico, explicó que ya ha remitido todos estos casos a la Comisión de Disciplina Social del club para que inicie de manera inmediata «la apertura de los correspondientes expedientes disciplinarios» que pueden desembocar en la expulsión de estos socios.