Moncloa filtra la aprobación del Estado de Alarma minutos antes de que Sánchez y Ayuso hablaran

El Gobierno de Madrid ha dado forma a unas medidas que buscaba consensuar con el Ejecutivo central para evitar que el Consejo de Ministros adoptara limitaciones extraordinarias en la región

No ha habido posibilidad de acuerdo entre el Gobierno central y la Comunidad de Madrid y el Consejo de Ministros ha dado luz verde al Estado de Alarma en la región. La confirmación ha llegado minutos antes de Pedro Sánchez e Isabel Díaz Ayuso mantuvieran la conversación telefónica que acordaron ayer por la noche. Según reconocen fuentes de la Presidencia regional, “Ayuso y Sánchez han hablado”, pero el presidente del Gobierno “se ha negado a negociar la Orden de la Comunidad de Madrid”.

De hecho, tal y como aseguran esas fuentes a LA RAZÓN, “la conversación ha sido a las 12:25, cuando Moncloa ya había filtrado que decretaban el Estado de Alarma”. Con esta llamada, Díaz Ayuso buscaba pedir una negociación sobre la Orden de Salud Pública que el Gobierno autonómico ha elaborado esta misma mañana -y que contemplaba el confinamiento de 51 zonas básicas de salud y rebajar el umbral de intervención a los 750 casos por cada 100.000 habitantes en las últimas dos semanas- con el fin de evitar el Estado de Alarma, según apuntan fuentes próximas a la Presidencia regional. De esta manera, Ayuso buscaba encontrar un punto de encuentro con Moncloa en torno a las medidas que deben aplicarse en Madrid para contener los contagios por coronavirus.

Ya ayer por la noche, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, hablaron telefónicamente y se emplazaron a continuar dialogando a lo largo de esta mañana para encontrar una respuesta consensuada frente a la segunda ola de coronavirus en Madrid: “A las 22:15 de esta noche (por ayer) he quedado con el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, en hablar mañana. A primera hora nos reuniremos en la Comunidad de Madrid para ver alternativas. Nuestras zonas básicas estaban funcionando y pueden ser lo mejor”, reconocía la presidenta madrileña anoche. Ayuso también expresó en ese momento un deseo: “Esperamos pactar una solución que beneficie a los ciudadanos y dé claridad”.