Toyota RAV-4, vuelve el rey

Toyota creó el concepto 'todocamino' con le pirmer RAV4. Ahora el nuevo RAV se actualiza para seguir siendo uno de los preferidos de los conductores.

En 1994 Toyota inventaba el concepto de todocamino compacto con un modelo conocido como RAV4 que hizo que los principales fabricantes tuvieran que buscar alternativas dado su éxito comercial. Ahora, casi 20 años después, este tipo de vehículos se ha convertido en un auténtico fenómeno en Europa.

Por ello, la marca japonesa ha echado el resto en la cuarta generación del RAV4, para que siga siendo uno de los modelos de referencia en el mercado.

El nuevo RAV ha crecido 20 centímetros de longitud respecto a la tercera generación, hasta los 4,57 metros. Pese a este incremento de tamaño, sigue ofreciendo una maniobrabilidad estupenda en conducción urbana, que ha sido una de las características de los anteriores RAV4.

En cuanto a diseño el nuevo todocamino presenta una imagen totalmente renovada con los mísmos códigos estilísticos de los últimos modelos de Toyota: Auris, Verso...

El crecimiento de tamaño en el exterior se aprecia en un interior que ofrece el mayor espacio para las piernas en las plazas traseras y el maletero más capaz del segmento. Además gana en practicidad ya que los respaldos traseros se reclinan hasta en 8 posiciones, los asientos se abaten con un solo movimiento...

Las motorizaciones del nuevo RAV4 son un gasolina 2.0 de 151 caballos con tracción total y dos diésel con 124 y 150 caballos. El primero incorpora Stop/Start, y va a asociado a la tracción delantera. El 2.2 de 150 caballos se puede asociar a la tracción delantera o total y al cambio manual o automático con levas en el volante.

En cuanto al equipamiento ofrece airbag de rodilla, climatizador bizona, asientos calefactables, portón de apertura y cierre eléctricos...

Más información sobre el Toyota RAV4.