La lluvia provoca el final apresurado de la Semana Santa en Sevilla

Poco después de salir, la lluvia obligó a las imágenes de Jesucristo Resucitado y de la Virgen de la Aurora a regresar antes de cumplimentar la carrera oficial y llegar a la catedral.

La lluvia caída durante esta madrugada ha provocado el regreso apresurado a la iglesia de Santa Marina de la hermandad de la Resurrección, la última que discurre por las calles sevillanas en la Semana Santa y la única que no ha podido completar su estación de penitencia este año.

Siguiendo los pronósticos meteorológicos, que anunciaban lluvia para el mediodía de hoy, la hermandad de la Resurrección decidió realizar su salida a la hora habitual, las 04:45, y acortar su recorrido para entrar en su templo a las 12:00, en vez de hacerlo a las 14:00 horas, como estaba previsto.

Sin embargo, poco después de salir de la iglesia de la calle San Luis la lluvia obligó a las imágenes de Jesucristo Resucitado y de la Virgen de la Aurora a regresar antes de cumplimentar la carrera oficial y llegar a la catedral.

El resto de las hermandades de la Semana Santa sevillana sí han podido realizar durante toda la semana su estación de penitencia de forma completa, algo que no ocurría por razones meteorológicas desde hace varios años.