Bruselas sospecha de fraude en el reparto de vacunas

Los indicios apuntan a que las farmacéuticas desvían a terceros países las dosis encargadas por la UE a pesar del pago anticipado

Thumbnail

La tensión fue ayer in crescendo. Aunque la Comisión Europea prefiere, al menos por ahora, esperar antes de emprender acciones legales contra los laboratorios por los retrasos en el suministro, Bruselas ha comenzado a enseñar las uñas. Sospecha que las compañías farmacéuticas están desviando a terceros países las dosis encargadas por el club comunitario, a pesar de que los Veintisiete tuvieron que adelantar fondos para asegurarse estas reservas.

La comisaria de Salud, Stella Kyriakides, mantuvo ayer una primera reunión con representantes de AstraZeneca y las explicaciones del laboratorio no resultaron satisfactorias. De hecho, al término del encuentro la comisaria anunció una nueva cita para la noche con el fin de seguir solventando dudas. «La UE quiere saber exactamente dónde han sido producidas las vacunas de AstraZeneca hasta ahora y a quién han sido entregadas», advirtió ayer la comisaria después de que la semana pasada el laboratorio –cuyo antídoto no ha recibido todavía la luz verde de las autoridades europeas– anunciara de manera sorpresiva que no podía cumplir con los pedidos ya estipulados.

Ante este retraso, que se une también al de Pfizer, la Comisión Europea propuso ayer a los países un mecanismo de transparencia para estrechar el cerco sobre los laboratorios. «En el futuro, las compañías que produzcan vacunas contra la Covid tendrán que notificarlo previamente si quieren exportar vacunas a terceros países. Las entregas humanitarias no se verán afectadas», aseguró la comisaria griega.

Este pasado domingo, el presidente del Consejo, Charles Michel, amenazó con medidas legales si las compañías farmacéuticas no cumplen lo estipulado en los contratos, aunque no dio demasiados detalles del margen de maniobra de los gobiernos europeos ya que estos textos son confidenciales. Hasta ahora, Italia ha sido el único país que ha mostrado sus intenciones de acudir a los juzgados. La ministra de Exteriores española, Arancha González Laya, no se mostró partidaria ayer de seguir el camino de Italia y prefirió limitarse a apoyar las acciones que la Comisión Europea pueda tomar en los próximo días, entre la que pueden incluirse acciones legales. Se espera que las autoridades comunitarias den el visto bueno a la vacuna de AstraZeneca antes de finales de esta semana.

En España, las cifras dadas ayer por Sanidad señalan que 1.237.593 personas han recibido al menos una primera dosis de la vacuna contra la Covid y, de ellas, 88.698 han completado la pauta de dos inyecciones, lo que representa un 7,17% del total de vacunados. Las comunidades autónomas han administrado el 91,9% de las dosis que han recibido, 1.214.850 de Pfizer/BioNtech y 22.743 de Moderna. Desde el viernes pasado, cuando Sanidad facilitó los últimos datos, se han administrado 71.768 vacunas.

La comunidad con un mayor porcentaje de vacunas administradas sobre las recibidas es Canarias, con el 105,5 %, ya que administra hasta seis vacunas por vial, seguida de Aragón con el 100,2; Murcia, con 100,1; y Castilla y León, con el 98,2 %.

Fernando Simón recordó ayer que el objetivo es que el 80% de la población de alto riesgo esté vacunada para finales de marzo.