Estadounidenses, italianos y franceses entre las víctimas identificadas

La Razón
La RazónLa Razón

Entre los 217 pasajeros que se dirigían a Santiago de Compostela, se encontraban viajeros originarios de diferentes puntos del país que se dirigían a la ciudad gallega para celebrar las Fiestas del Apóstol y encontrarse con amigos y familiares. Entre los 67 fallecidos que los forenses pudieron identificar en la jornada de ayer (a falta de otros 13, cuyos cuerpos deberán ser sometidos a pruebas más exhaustivas para determinar su identidad) había cinco personas de San Fernando (Cádiz), nueve madrileños, dos de Ciudad Real, uno de Elche (Alicante), dos de Valladolid y uno de Cáceres. Aunque la gran mayoría eran gallegos. En total, 23. Quince de ellos de La Coruña, de los cuales seis eran naturales de la capital, mientras que el resto residían en las localidades de Ribeira, Zas, Arcos, Touro, Rois, Ferrol, Rianxo, y Santiago de Compostela. Seis de los fallecidos eran de Pontevedra, uno de Lugo y dos de Orense. Entre estos últimos se encuentra Ana Álvarez Castillo, de 45 años que viajaba a junto a una de sus dos hijas para encontrarse con el abuelo de la pequeña. La niña se encuentra fuera de peligro. Entre los cuerpos identificados también hay viajeros procedentes de Guipuzcoa, Logroño, Lleida, Murcia, Salamanca, Santa Cruz de Tenerife, Santander, Segovia, Toledo, Vitoria Zamora y Ávila. De esta última provincia de Castilla y león era Enrique Beotas, el periodista de 58 años. Según el informe de fallecidos al que ha tenido acceso LA RAZÓN, también figuran pasajeros extranjeros que por diferentes motivos viajaban hasta la capital gallega. Argelia, Brasil, Estados Unidos, Francia, Italia, México Venezuela y Colombia. Al cierre de esta edición, el embajador de Colombia en España, Orlando Sardi de Lima, confirmó la muerte de otra persona de nacionalidad colombiana y estadounidense.