Los radares «cazan» cada minuto a seis conductores por exceso de velocidad

El 2% de los dispositivos concentra una de cada cuatro denuncias. En 2015 se sancionó a un 33% más de automovilistas que el año anterior

El radar situado en el kilómetro 18,2 de la A-6 es el que más conductores "cazó"el año pasado
El radar situado en el kilómetro 18,2 de la A-6 es el que más conductores "cazó"el año pasado

El 2% de los dispositivos concentra una de cada cuatro denuncias. En 2015 se sancionó a un 33% más de automovilistas que el año anterior

Los casi 1.200 radares de la Dirección General de Tráfico (DGT) formularon el pasado año 3.286.799 denuncias por exceso de velocidad, frente a las 2.457.000 de 2014. Es decir, que en 2015 se registró un 33,74% más de denuncias por sobrepasar los límites de velocidad establecidos en las carreteras españolas (excluidas las del País Vasco y Cataluña) que en el ejercicio anterior, según el estudio publicado ayer por Automovilistas Europeos Asociados (AEA).

Cada minuto seis conductores fueron sancionados por exceso de velocidad. La mayoría de las infracciones, el 52,6%, se captaron en autopistas libres y autovías, y un 6,6% en autopistas de peajes (217.056 infracciones). «Se registraron incrementos de denuncias en todas las comunidades autónomas, salvo en Canarias y la Comunidad Valenciana», según precisó Mario Arnaldo, presidente de la AEA.

«La que más sube es Cantabria, donde casi se han triplicado las infracciones por exceso de velocidad al registrarse 58.870, frente a 19.766», añadió.

Pero si en Cantabria el incremento fue del 197,83%, en el resto de regiones los incrementos de denuncias fueron más que notorios: en Asturias, un 151,4% más; en la Región de Murcia, un 137,5%; en Galicia, un 83%; en Navarra, un 79,8%; en La Rioja, un 55,2%, y en Madrid, 52,8%.

Los radares de Andalucía fueron los que más infracciones contabilizaron, con 685.134 denuncias. Le siguen Galicia y Madrid, con 410.248 y 383.490, respectivamente. En el otro lado de la balanza se sitúan La Rioja, con 32.867 denuncias, Canarias (40.819) y Cantabria, 58.870.

De los casi 1.200 radares, únicamente 25 (el 2%) «pillaron» al 24,63% de los conductores que circulaban con exceso de velocidad. El que más infracciones cazó es el de la A-6, en Madrid, a la altura del kilómetro 18,2, que puso el pasado año 68.616 denuncias, un 11,86% más que en 2014. Le sigue el de la A-45, de Málaga, el de la AP-6, de Madrid, y el situado en la A-55, de Pontevedra. El estudio de la citada organización de defensa de los conductores recuerda que de los 25 radares que más multaron en 2015, diez ya aparecían el año anterior en esta lista (como el de la A-6).

Los cinco radares que más incremento de denuncias por velocidad detectaron fue el situado en el km 635,9 de la A-7, en la Región de Murcia, que ha pasado de una denuncia en 2014 a 21.054 en 2015. Le sigue el ubicado en el km 135,9 de la A-3 de Cuenca, el de la A-55 de Pontevedra y el de la carretera RM-19 de Murcia.

El presidente de la AEA hizo hincapié en que ese incremento del 33,74% de denuncias por exceso de velocidad no denota una mayor seguridad. De «hecho, hay más accidentes con víctimas». En concreto, según el «Balance de Seguridad Vial» de la DGT, en 2015 hubo únicamente un 1% menos de muertes en las carreteras españolas que en 2014 y, en cambio, un 3,46% más de accidentes mortales.

Más fallecidos al volante en menos accidentes

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha contabilizado 41 fallecidos en las carreteras desde que empezó la campaña de vigilancia de Semana Santa, el pasado 18 de marzo a las 15:00 horas, según informó ayer a este periódico el citado organismo con datos cerrados hasta las 20:00 horas. Es decir, siete más que el año pasado, cuando se registraron 34 víctimas mortales. Se trata aún de cifras provisionales, ya que este operativo especial concluía anoche al ser festivo en varias comunidades autónomas. En la cifra de los 41 fallecidos están incluidas las víctimas del accidente de autobús registrado en Tarragona. A pesar de ser una Semana Santa «más trágica, se han registrado menos accidente mortales», hacían hincapié desde la DGT. En concreto, se han registrado 28 accidentes mortales frente a los 33 de la Semana Santa de 2015. Es decir, cinco menos.