Cambio climático: vuelve Al Gore

Al Gore, durante la presentación de la campaña

El exvicepresidente de Estados Unidos Al Gore y los fiscales generales de 17 estados del país anunciaron este martes una gran alianza para unir sus esfuerzos en la lucha contra el cambio climático y apoyar los progresos de la Administración que encabeza el presidente, Barack Obama, según informa la agencia Efe.

«No podemos permitir mas que la industria de combustibles fósiles trate a nuestra atmósfera como una alcantarilla abierta o induzca al error sobre el efecto que tiene en nuestra salud y la del planeta», dijo Gore al anunciar la alianza en Nueva York.

Los estados se proponen en concreto seguir las investigaciones sobre si las grandes compañías de combustibles fósiles tergiversan la información que ofrecen a los inversores y el público sobre el efecto real del cambio climático.

Los 17 fiscales y el exvicepresidente Gore abogaron por defender los progresos impulsados por Obama contra el cambio climático y presionar al próximo presidente de EEUU para que se emprenda una acción «más agresiva».

Uno de los impulsores de esta unión es el fiscal general de Nueva York, Eric Schneiderman, que aseguró en conferencia de prensa que corresponde a los estados encabezar estas medidas ante «el estancamiento y la disfunción que hay en Washington».

Los fiscales estatales anunciaron hoy que han presentado un escrito ante un tribunal federal del Distrito de Columbia para defender las reglas del plan de energía limpia presentado por la Presidencia.

«Washington está atrapado por la parálisis política y no podemos quedarnos sentados mientras no hacen nada, o peor aún, que se reviertan los progresos alcanzados en el pasado reciente», afirmó el fiscal general de Rhode Island, Peter Kilmartin.

El plan de Obama establece un nuevo marco nacional para lograr reducciones significativas en las emisiones de dióxido de carbono y provee a los estados y las centrales eléctricas flexibilidad para decidir la mejor manera de lograr estas reducciones.

Además de Nueva York, se han sumado a la iniciativa los fiscales generales de California, Connecticut, Distrito de Columbia Illinois, Iowa, Maine, Maryland, Massachusetts, Minnesota, Nuevo México, Nueva York, Oregón, Rhode Island, Virginia, Vermont y Washington. EFE