Y el viernes a -15ºC

A partir del miércoles, con la disminución de la nubosidad, hará aún más frío y habrá más heladas. Las mínimas serán muy bajas al acercarnos al fin de semana.

Un vehículo circula por la carretera A-226 entre Teruel y Cedrillas que está cubierta por la nieve caída en las últimas horas
Un vehículo circula por la carretera A-226 entre Teruel y Cedrillas que está cubierta por la nieve caída en las últimas horas

A partir del miércoles, con la disminución de la nubosidad, hará aún más frío y habrá más heladas. Las mínimas serán muy bajas al acercarnos al fin de semana.

Tras las nevadas casi generalizadas de estos días, que dejaron ayer 23 carreteras cortadas y 93 en las que era necesario circular con cadenas, hoy y mañana continuarán las precipitaciones en forma de nieve. De hecho, hoy lunes hay 29 provincias en alerta por nevadas, y de ellas nueve en alerta naranja, que dejarán hasta 35 centímetros de nieve en la provincia de Barcelona, en concreto en el Prepirineo, 30 cm en Gerona, Cantabria y Asturias y 25 cm en Huesca y Lérida, según informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Mañana continuará nevando aunque está previsto que estas precipitaciones tengan una intensidad menor, dado que de las 17 provincias en alerta por este fenómeno sólo hay una, Tarragona, en alerta naranja, donde se esperan cinco centímetros de acumulación de nieve en 24 horas.

El motivo es que el centro de bajas presiones formado sobre el sureste peninsular que ha estado afectando al territorio se alejará a partir del martes. Será entonces cuando se produzca un descenso gradual de las temperaturas.

De hecho, la previsión es que «entre hoy lunes y el 11 se registren unas temperaturas que serán entre 3 y 5 grados más bajas de las habituales para este mes de febrero y entre uno y tres grados más bajas en los archipiélagos», explica Ana Casals, portavoz de Aemet.

En cualquier caso, a pesar del frío que se está registrando y de que las temperaturas que estamos teniendo sean más bajas de lo normal, «no se puede hablar –al menos no por el momento– de una ola de frío», precisa Casals, que recuerda la que sí hubo el año pasado, justo antes de la nevada de enero en el sureste.

Y si ya no sabe ni el número de capas de abrigo que lleva prepárese para esta semana, porque si hoy se esperan precipitaciones en buena parte de la Península Ibérica debido a la inestabilidad de la atmósfera, el martes, además de las lluvias, los termómetros volverán a bajar dejando heladas que serán generalizadas en el interior peninsular pudiendo alcanzarse temperaturas por debajo de -5ºC en gran parte del país e incluso -10ºC en zonas elevadas. Un frío que será aún más gélido durante el resto de la semana una vez que las nubes se vayan disipando. «A partir de las martes no va a haber nubes que retengan ese “calor” de la superficie», precisa Casals.

Las temperaturas nocturnas dejarán heladas casi generalizadas esta semana, salvo en el cuadrante suroeste. Y a medida que pasen los días, las mínimas bajarán más.

El miércoles la probabilidad de chubascos disminuye, salvo en el área cantábrica donde se espera que siga nevando incluso a cotas más bajas. Será a partir de entonces cuando las temperaturas pueden tener un carácter más frío que el de los días anteriores. Además, como durante esta semana disminuirá la nubosidad se espera que las heladas sean muy significativas.

De hecho, «durante la noche del viernes 9 hará más frío que estos días. Los termómetros marcarán entre -10 y -15ºC de mínima en el Sistema Ibérico, Sistema Central y Cornisa Cantábrica. Las máximas, en cambio, no tendrán valores tan bajos», avanza la portavoz de Aemet.

¿Son habituales estas temperaturas? Pues lo cierto es que aunque sean más frías de lo habitual, febrero es el tercer mes más frío del año, con 8,61ºC de temperatura media. Por cierto, febrero de 2017 fue cálido.