Actualidad

Padilla, Morante y Manzanares, terna en la feria de Castellón

Presentado un serial que se celebrará del 8 al 15 de marzo

José María Manzanares se anuncia en la próxima Feria de Castellón
José María Manzanares se anuncia en la próxima Feria de Castellón

En un acto celebrado en un céntrico hotel castellonense y con muchísimo público -y la presencia del alcalde de la ciudad, Alfonso Bataller-, ayer se presentaron las combinaciones de toros y toreros que dan forma a la edición de este año de la feria de La Magdalena de Castellón, un serial que irá del 8 al 15 de marzo y que, como el año pasado, basa su estructura y contenido en la presencia de las figuras, de las que sólo el Juli se queda fuera. Una ausencia que, según Alberto Ramírez, responsable de la empresa organizadora del serial, se debe a cuestiones meramente de montaje: “No ha sido posible. Hemos intentado que estuviese pero no se ha podido llegar finalmente a un acuerdo”.

Sí que estarán Enrique Ponce, que vuelve a esta plaza tras no haberlo podio hacer el año pasado debido al percance sufrido unos días antes en Valencia, Morante de la Puebla, Manzanares, Perera, el triunfador de la pasada temporada, Castella o Talavante, quedando así la composición definitiva de la feria:

- Día 8 de marzo. Novillos de Fuente Ymbro para Vicente Soler, Francisco José Espada y Varea.

- Día 9 de marzo. Toros de Castillejo de Huebra para Fermín Bohórquez, Rui Fernández, Leonardo Hernández, Sergio Galán, Manuel Manzanares y Luis Valdenebro.

- Día 13 de marzo. Toros de Núñez del Cuvillo para Juan José Padilla, Morante de la Puebla y Manzanares.

- Día 14 de marzo. Toros de Hermanos García Jiménez para Enrique Ponce, El Fandi y Castella.

- Día 15 de marzo. Astados de El Pilar para Rivera Ordóñez “Paquirri”, Miguel Ángel Perera y Talavante.

Además, el día 12, se celebrará una clase práctica con alumnos de la Escuela Taurina local y se darán también varios espectáculos de recortadores.

Para Alberto Ramírez esta es la feria que querían hacer: “Sí, esta es la idea que desde un principio nos planteamos y la que al final se ha podido cumplir. Nos hubiese gustado que estuviese también El Juli pero no ha podido ser. También nos planteamos, cuando pase la crisis, cambien las cosas, intentar dar algún festejo más, dar cabida a más toreros y traer también alguna otra ganadería de las denomimadas duras. Ahora mismo, y como ya sucedió el año pasado, con una feria corta, hay que apostar por lo seguro”.

Y así se está demostrando, puesto que, antes de dar a conocer los carteles ya se ha renovado un tercio del abono y hay muchas peticiones de reservas. Algo que, para Ramírez, es consecuencia de la política tanto de programación como de procurar facilitar las cosas al abonado, aficionado y público: “El año pasado ya acometimos algunas medidas, como dar facilidades a los abonados, domiciliar los pagos, fraccionarlos, poner unos precios distintos según los carteles... Medidas que se han demostrado eficaces y muy positivas”.

Esta feria, cuyo cartel -obra de Juan Iranzo- simboliza la pasión del hombre por el toro, se presentará el día 29 en Madrid, en FITUR, en el pabellón de Castellón y en el día dedicado a la Comunidad Valenciana.