Transformación Digital

Este blog va a tratar sobre la transformación digital que se está llevando a cabo en las empresas, proceso que será de vital importancia para el futuro de las organizaciones. Utilizaremos un enfoque estratégico analizando las implicaciones que pueda tener a primer nivel de las compañías desde una vertiente práctica.

  • Image

La elaboración del Plan Estratégico Digital: (1) El diagnóstico y los objetivos

true

Sobre el autor

Blanca Pérez e Icíar Moscoso del Prado

son socias fundadoras de BIMP, consultora de estrategia y negocio digital que asesora a empresas en la planificación de su transformación digital identificando la oportunidad de la operación digital y definiendo su estrategia.

Una vez entendida la necesidad de disponer de un Plan Estratégico Digital que nos guíe en el diseño y ejecución de la progresiva transformación digital de la organización, es preciso elaborarlo. De su correcta elaboración, va a depender en una forma importante, el desarrollo del proceso digital.

Por ello, es preciso tener en cuenta los siguientes aspectos clave a la hora de diseñar el Plan:

1) Diagnóstico de la situación:

Cada compañía tiene una posición de partida diferente a la hora de iniciarse o de avanzar en el reto digital. Cuestiones como el grado de digitalización en los procesos, la cultura digital en la compañía, la transversalidad de las operaciones digitales dentro la compañía, etc son determinantes para elaborar un correcto diagnóstico de la situación que determine de modo exacto cuál es la situación de partida en las numerosas variables que van a ser claves a la hora de establecer la estrategia digital de la compañía.

2) Evolución de la digitalización en el sector:

Es preciso tener una proyección a medio plazo de la evolución del negocio digital en el sector concreto para poder dimensionar la oportunidad digital. Pero en este apartado, no sólo es clave la parte cuantitativa en sus diferentes magnitudes tanto de negocio como de eficiencia en costes, sino también la cualitativa en términos de evolución de cultura digital, perfiles nuevos, liderazgos, procesos, estructuras, etc.

Con la realización de este primer análisis de forma exhaustiva, ya es posible tener una visión del punto de partida en el que se encuentra la organización y la previsible evolución de la

digitalización del sector en el que opera. A partir de aquí, hay que trazar la línea que separa la situación actual del objetivo a lograr, y eso será el Plan Digital.

3) Fijación de Objetivos

Sin duda, el elemento triangular del Plan Estratégico Digital es la definición del objetivo. Aunque parezca extraño, lo cierto es que muchas organizaciones emprenden el camino digital sin más perspectiva digital que la necesidad de avanzar y con las limitaciones (que no objetivos) que pone el presupuesto. En este escenario en que se encuentran algunas compañías, no se puede hablar de objetivos, sino de un conjunto de actuaciones que se enmarcan dentro de un ejercicio fiscal y para las que hay previstas una serie de partidas económicas con las que se van a generar unos ingresos.

No hablamos esto. El ejercicio de fijación de objetivos consiste en cuantificar todas aquellas variables de negocio relevantes para la compañía y planificar su evolución en un horizonte temporal que no debe ser inferior a los 3 años.

Por supuesto, esta cuantificación debe estar soportada en una serie de premisas que han de ser consistentes entre sí y reflejar los análisis realizados en el diagnóstico recogiendo las oportunidades que ofrece el sector en la digitalización.

Pero en los procesos de transformación digital, tan importantes son los elementos cuantitativos como los cualitativos. Aspectos cómo qué modelo de compañía queremos, qué posición queremos ocupar en términos de adopción del proceso digital, cómo queremos recorrer el camino de rápido, etc., son aspectos que también deben abordarse en el capítulo de objetivos, ya que la respuesta a estos interrogantes forma parte esencial del posicionamiento futuro que quiere tener la compañía en el ámbito digital.

La fijación de objetivos es un punto de inflexión dentro de la elaboración del Plan. Este capítulo es quizás el que mayor consenso debe recabar de la organización. Además de la incuestionable aprobación del CEO y el Comité de Dirección de los objetivos, cuanto mayor sea el grado de aceptación y alineación de esos objetivos en la organización, mayores son las probabilidades de lograrlos. No obstante, siempre existirán barreras en la organización que hagan que esta tarea sea compleja. Para vencer esos objetivos, habrá que apoyarse en explicar los siguientes capítulos del plan, es decir, explicar el cómo y facilitar las herramientas a las personas que van a ejecutarlo. Lo veremos en los próximos capítulos.

Red de Blogs

Otro blogs
Política USA by José María Peredo
52 luces

Últimas noticias