La Junta de Castilla y León apuesta por la Ciberseguridad como sector estratégico y generador de empleo de calidad

El vicepresidente Francisco Igea asegura que permitirá a la Comunidad “mirar al futuro con optimismo”

El vicepresidente Francisco Igea antes de inaugurar la jornada junto a la consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo
El vicepresidente Francisco Igea antes de inaugurar la jornada junto a la consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota AmigoJcyl

La Junta de Castilla y León apuesta por la Ciberseguridad como sector estratégico y generador de empleo de calidad. Así lo destacó el vicepresidente, portavoz y consejero de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, Francisco Igea, durante la inauguración de la Jornada informativa sobre ciberseguridad industrial dirigida a las empresas de la Comunidad, celebrada en León y organizada por la Consejería de Empleo e Industria.

También indicó que este sector permitirá “hablar de futuro y mirar a él con optimismo” y de colaboración público privada, para lo que “sin duda, la política de ciberseguridad y de empleo estarán muy conectadas”. Para ello, añadió que, “León será parte esencial de una de las nuevas políticas de empleo” que liderará la Consejería de Empleo y que permitirá formar a más de 20.000 personas en Ciberseguridad, “una rama que necesita empleo y trabajadores”.

La jornada tuvo como objetivo sensibilizar a las empresas sobre la necesidad de implementar medidas de ciberseguridad en sus procesos de producción, gestión y comercialización, además de informar sobre las ayudas convocadas por la Consejería de Empleo e Industria para impulsar la ciberseguridad como sector estratégico en Castilla y León.

Estas ayudas forman parte de un conjunto de iniciativas que se van a poner en marcha en el ámbito del Digital Innovation Hub en colaboración de la AEI de Ciberseguridad y AETICAL. Con estas iniciativas, la Consejería de Empleo e Industria pretende reforzar el ecosistema de ciberseguridad creado en León en torno al CyberDIH con el fin de posicionar a la ciudad y a Castilla y León como referente nacional y europeo de ciberseguridad, en línea con la nueva Estrategia de Ciberseguridad de la Unión Europea, en la que se describe la ciberseguridad como pilar fundamental para construir una Europa resiliente, verde y digital.

Durante la jornada se puso de manifiesto la necesidad de que la ciberseguridad se despliegue en paralelo a los procesos de digitalización y desarrollo tecnológico de las empresas. En este sentido, se expuso que la digitalización mejora la productividad y competitividad de las empresas pero también las expone a una mayor vulnerabilidad a los ataques informáticos generando importantes pérdidas económicas y de reputación para las organizaciones que las sufren. Por el contrario, una empresa cibernéticamente segura es más competitiva, mejora sus procesos, aumenta la confianza de usuarios y clientes y está en condiciones de ofrecer productos y servicios de mayor calidad.

Ante esta circunstancia, nace “un nuevo yacimiento de empleo que requiere de empresas, servicios y profesionales capaces de dar respuesta a los retos de seguridad que plantea la digitalización en un mundo hiperconectado”.

Junto a todo ello, la ciudad de León y el entorno que configura Castilla y León, tanto en términos empresariales, como de educación o servicios, dieron pie, según expuso el vicepresidente de la Junta, a la creación de un ecosistema de ciberseguridad que se aglutina en torno al CyberDIH y que reúne “la capacidad suficiente y necesaria para consolidarse como referente nacional y europeo de ciberseguridad”.

Estrategia de Ciberseguridad

En este contexto, la ciberseguridad se convierte en un sector estratégico para la industria y el tejido empresarial de la comunidad y en un factor clave para su competitividad. Con el fin de impulsar su desarrollo, la Consejería de Empleo e Industria, como miembro del DIH y en la colaboración de la AEI de Ciberseguridad y AETICAL, está diseñando un conjunto de medidas que permitirán favorecer la inversión en ciberseguridad y fomentar el desarrollo del sector. Se trata, en definitiva, de promover una transformación digital segura, mejorando la competitividad de las empresas y potenciando la actividad económica de un sector con grandes expectativas de futuro, con capacidad para atraer inversión, talento y generar empleo cualificado y de calidad.

Entre las medidas que se van a poner en marcha destacan las ayudas destinadas a financiar proyectos de digitalización y ciberseguridad en las empresas de Castilla y León, además de un amplio programa de formación para trabajadores y empresas, teniendo en cuenta que la demanda de profesionales en materia de ciberseguridad se ha multiplicado 30 en la última década y la tendencia sigue siendo creciente.

La demanda se ha incrementado también en otros perfiles profesionales vinculados al mundo digital, tales como el marketing digital, la tecnología inalámbrica o la Inteligencia Artificial. De ahí que, junto a las ayudas económicas, la formación en nuevas competencias digitales sea una de las herramientas principales a la hora de impulsar el desarrollo de la ciberseguridad y la digitalización.

Ayudas Ciberseguridad Industrial

Entre las líneas ya convocadas están las ayudadas para proyectos de ciberseguridad industrial. Mediante esta línea, la Consejería de Empleo e Industria facilitará ayudas de hasta 20.000 euros a las empresas industriales que implanten proyectos de Ciberseguridad Industrial. Se financiaran además trabajos de diagnóstico e iniciativas para la concienciación de la plantilla y la adopción de buenas prácticas en el ámbito de ciberseguridad. El plazo para la solicitud de las ayudas, que deben tramitarse a través de la sede electrónica de la Administración de la Comunidad, finaliza el próximo 22 de abril

Industria 4.0

También está abierto el plazo para solicitar las ayudas del programa Industria 4.0 destinadas a impulsar la transformación digital en la industria de Castilla y León. Mediante este programa se financiarán inversiones industriales relacionadas con las nuevas tecnologías digitales, tales como la robótica, la inteligencia artificial o el internet de las cosas. En función de la naturaleza del proyecto, las empresas podrán obtener ayudas de entre el 50 y el 25 por ciento, hasta un máximo de 150.000 euros por proyecto. El plazo para solicitar las ayudas de este programa finaliza el próximo 14 de mayo.

Ayudas a la digitalización del comercio y la artesanía

Por otra parte, a lo largo del mes de abril se convocarán otras dos líneas de ayudas dirigidas, por un lado, a la modernización y digitalización del sector comercial y, por otro, a la modernización y digitalización del sector artesano.

En el sector comercial la cuantía de la ayuda para proyectos vinculados a la digitalización será del 75%, con un presupuesto máximo de 40.000 euros. Por su parte, las empresas artesanas contarán con una subvención de hasta 10.000 euros por proyecto.