Coronavirus

La sexta ola deja de subir

Castilla y León anota 10.993 nuevos contagios, 234 menos que hace una semana, en un día en el que se dan 101 altas hospitalarias

Sanitarios trabajan realizando test de antígenos en Valladolid
Sanitarios trabajan realizando test de antígenos en Valladolid FOTO: Photogenic/M.A Santos Europa Press

El consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez, ha asegurado este miércoles que Castilla y León podría alcanzar el pico de esta sexta ola la próxima semana ante la ralentización de los casos detectada en los últimos siete días. De hecho, este miércoles la Comunidad ha anotado 10.993 nuevos contagios, una cifra aún muy elevada -la tercera peor del registro histórico- y superior en siete a los que se detectaron ayer, aunque se trata de 234 infectados menos que los que había hace una semana, lo que ha dado pie al consejero a augurar que la Comunidad podría empezar a doblegar la curva a partir de la semana que viene.

Además, la incidencia acumulada se vuelve a ralentizar por segundo día seguido a catorce días, Los 4.447 positivos por cada 100.000 habitantes, 78 más que ayer, así lo pone de manifiesto ya que, además, contrasta con los 288 casos registrados el miércoles de la pasada semana, o los 182 de ayer.

Valladolid, con 2.268 nuevos casos, es la provincia que peores datos presenta en este apartado, seguida de Burgos, con 2.152, mientras que Soria, con 404, es la que menos contagios ha reportado este miércoles y que dejan en 494.546 el total de positivos detectados en Castilla y León desde que el coronavirus irrumpiera en nuestras vidas hace ya casi dos años, a apenas cinco mil de alcanzar el medio millón de contagios.

Los brotes activos crecen en veinte hasta los 225 con 2.499 personas implicadas en alguno de ellos, 23 más que ayer y alrededor de setecientos menos que hace una semana, con Ávila a la cabeza al contar con 656 personas afectadas en alguno de sus 22 focos abiertos.

Las buenas noticias llegan un día más de las 101 altas hospitalarias que contribuyen a aliviar de presión a los hospitales, y que dejan en 35.770 el total de personas que han superado la enfermedad en esta crisis sanitaria.

Pese a estas altas, este miércoles los hospitales cuentan con 767 pacientes enfermos de covid ingresados en planta, doce más que hace 24 horas, y 118 en las unidades de críticos (UCI), dos menos que el martes, lo que deja una ocupación en estas unidades de cuidados intensivos estable, en torno al 30,4 por ciento.

El peor dato de este miércoles llega una vez más de la letalidad que sigue mostrando este virus en esta sexta ola y especialmente en los últimos días, donde han repuntado los fallecimientos. En las últimas 24 horas han sido catorce las personas que han perdido la vida en los hospitales de la Comunidad por coronavirus (cuatro en Valladolid; tres en León; dos en Burgos y Palencia; y una en Salamanca, Segovia y Zamora), que elevan a 83 los muertos en la última semana, dos de ellos en residencias, y que dejan en 6.547 el total de fallecidos en esta pandemia en los centros hospitalarios.

A este número habría que sumar las 1.177 personas usuarias de residencias de mayores, con discapacidad o viviendas tuteladas que se fueron de este mundo en la habitación del centro asistencial en el que vivían así como las 1.105 personas que murieron en los primeros meses de la pandemia con síntomas compatibles pero a las que no realizaron la prueba diagnóstica que lo hubiera podido confirmar.