«La vida de Ana», una opera primera muy verde

De diez largometrajes a concurso, sólo faltan dos por presentar en esta edición de Cinema Jove.

"Anas tshovreba"
"Anas tshovreba"

De diez largometrajes a concurso, sólo faltan dos por presentar en esta edición de Cinema Jove.

La película que hemos visto hoy, producción de Georgia -la europea no el estado norteamericano del mismo nombre- "Anas tshovreba"(Anna’s live), escrita y dirigida por Nino Basilia y se trata de una primera obra donde la cineasta ni demuestra saber lo que es un guión ni tiene la menor idea de dirigir, pues coloca la cámara como si el trípode estuviera sujeto por cemento. Una historia con ribetes de negrura que cuenta la vida cotidiana de una mujer, madre soltera, con un hijo autista y tremendas dificultades económicas. Quiere emigrar a Estados Unidos, necesita un visado y cae en las manos de un estafador. Las torpezas del guión consiguen, por ejemplo, que la protagonista quede embarazada y lo sepa a los pocos días. Y complica el relato con una extraña violencia muy mal traída, como si se tratara de otra película... Además, no termina propiamente, no soluciona ninguno de los conflictos que van quedando abiertos y deja a la protagonista con una sonrisa en el centro de una manifestación.