28 positivos y la Liga, en el aire

El Fuenlabrada ha detectado doce nuevos infectados por Covid-19. La incertidumbre se apodera del campeonato. No hay fecha para los playoff de ascenso y compromete el comienzo de la próxima temporada

Lo que parecía sólo una cuestión de calendario futbolístico se ha convertido en un problema de salud pública. Y los 16 positivos por coronavirus del Fuenlabrada ya son 28 después de los 12 detectados ayer. «Hay un total de 12 nuevos casos. Cuatro de los nuevos casos están en Madrid y no tuvieron ningún contacto desde el partido ante el Elche el pasado 17 de julio. Los otros ocho nuevos casos llevan dando negativo desde el sábado 18 y, pasados ocho días y pese a estar aislados en sus habitaciones los últimos seis días, hoy los resultados han dado positivo», dice el club fuenlabreño en un comunicado.

Los futbolistas y el resto de la expedición del Fuenlabrada continúan aislados en el hotel NH Finisterre de La Coruña. Sólo salen al pasillo para someterse a las pruebas que les practican de manera diaria y que han servido para detectar estos 12 nuevos positivos.

Las videollamadas y el whatsapp vuelven a ser las vías de comunicación con el exterior, en este nuevo confinamiento. También entre ellos. Viajaron para un noche y ya llevan una semana en la habitación del hotel, que les ayuda como puede a superar el aislamiento. Algún miembro de la expedición reconoce incluso que está descuidando la dieta con el menú que les sirven cada día en la habitación. La ropa es escasa y, por precaución, prefieren lavársela ellos en la habitación para no poner en riesgo a nadie.

Entre los nuevos positivos detectados el sábado hay dos personas que ya habían superado la enfermedad y que habían generado anticuerpos. Una rareza que puede hacer más grave aún el brote que sufre el Fuenlabrada. Al menos, el futbolista que fue ingresado el viernes se encuentra «estable y con sintomatología no grave».

Los dirigentes del Fuenlabrada están en permamente contacto con la Liga, que es –aparte de los miembros del club– la más interesada en que todo vaya bien. Sin embargo, en el club madrileño no han recibido el apoyo esperado del Deportivo de La Coruña. Sólo el doctor, Carlos Lariño, se ha preocupado por ellos y les ha cuidado ante la ausencia del médico del Fuenlabrada, que se quedó en Madrid al dar positivo por Covid-19.

En el club fuenlabreño insisten en que han respetado los protocolos. Los jugadores que viajaron a La Coruña no habían estado en contacto más de quince minutos y a menos de dos metros con los compañeros que se quedaron en Madrid.

Los futbolistas y empleados del Fuenlabrada se enfrentan ahora a la incertidumbre de no saber cuándo podrán regresar a su casa. Se han sometido a nueve test en siete días y la detección o no de nuevos positivos marcará la fecha de vuelta.

La incertidumbre es también para la Liga. Es imposible determinar cuándo se podrá jugar el partido entre el Deportivo y el Fuenlabrada. Una solución, que cada vez parece más cercana, es la expansión de la Liga a 24 equipos la próxima temporada. Una medida que soluciona los problemas legales que puedan derivarse de las reclamaciones del Deportivo de La Coruña y la petición del Numancia. Pero no corrige las dificultades que presenta el ascenso.

El Fuenlabrada sólo necesita un punto para llegar a las eliminatorias por el ascenso. Mientras, el Elche, que ahora mismo ocupa la sexta posición, la última de entrada en el playoff, espera a que se resuelva la situación. Igual que el Zaragoza, el rival de uno de estos dos equipos. Como el Girona y el Almería, que podrían disputar su eliminatoria, pero ha sido aplazada por la Liga sin fecha concreta de vuelta.

Después quedaría la final para decidir qué equipo asciende a la Liga Santander. Cuatro fechas que hay que cuadrar en el calendario una vez se conozca cuándo se puede disputar el Deportivo-Fuenlabrada.

El final de este campeonato compromete también el comienzo del siguiente. Javier Tebas ya ha establecido el 12 de septiembre como fecha de comienzo de la temporada 21/22. Los clubes que alcancen las últimas rondas de las competiciones europeas podrán comenzar más tarde el campeonato. Desde la final de la Champions hasta el comienzo de la Liga hay tres semanas, sin tiempo para vacaciones y pretemporada. Los equipos de Segunda también necesitarán más tiempo de recuperación.