¿Cómo afecta la descalificación de Djokovic del US Open en la lucha por el número uno con Nadal?

El serbio dio un pelotazo a una juez de línea y lo expulsaron del Grand Slam neoyorquino

Novak Djokovic fue descalificado del US Open por dar un pelotazo a una juez de silla. La sanción implica además la pérdida del dinero en metálico y todos los puntos que había conseguido en el US Open. Lo primero son 250.000 dólares (211.386,25 euros al cambio de hoy) y respecto a lo segundo, por los octavos de final de un Grand Slam corresponden 180 puntos. En realidad, el serbio ni sumará ni restará, por las circunstancias especiales de este 2020. Como el circuito estuvo parado durante cuatro meses y ha regresado con medidas extraordinarias y con muchos tenistas que no han querido viajar por la pandemia, se decidió que los puntos de estos torneos que se van a jugar (y de los que se suspendieron definitivamente) logrados en 2019 se pudieran conservar. Así, por ejemplo, Nadal, que ganó el US Open de 2019 y sumó 2.000 puntos por ello, no ha participado en esta edición, pero no pierde esos 2.000 puntos, que le duran hasta 2021. Djokovic también cayó en Nueva York en octavos el curso pasado, de ahí que mantiene los 180 puntos que consiguió en 2019. Lo que ha desperdiciado Nole es la posibilidad de dejar la clasificación prácticamente resuelta este año, porque si hubiera ganado el torneo hubiera sumado 1.820 puntos (los 2.000 de este curso menos los 180 del pasado, porque, eso sí, el mismo torneo no puede sumar dos veces).

El panorama para Djokovic de todas formas no es malo. En la actualidad es líder de la clasificación con 10.860 puntos, por los 9.850 de Rafa Nadal, son 1.010 de diferencia. En la gira de tierra, el español no puede sumar (tampoco va a restar) porque los dos torneos que va a jugar son Roma y Roland Garros, donde el año pasado ya ganó. Djokovic fue finalista en la capital de Italia y semifinalista en la de Francia, así que si mejora esos resultados aumentará la cuenta y si no se queda igual. La lucha se trasladaría entonces a final de curso, a la pista dura, con el Masters 1.000 de París-Bercy y la Copa Masters como grandes citas, más algún ATP 500 o 250 que metan en medio los jugadores. La descalificación de Djokovic, por tanto, hace que la pelea por acabar la temporada en la cima del tenis esté abierta.