Fútbol

España, sensaciones mágicas

Gran partido de la Roja ante Turquía, combinando el buen juego del primer día con el acierto anotador: Morata se encargó de los goles. Los laterales, decisivos

Siesta en la segunda parte
Siesta en la segunda parte

Gran partido de la Roja ante Turquía, combinando el buen juego del primer día con el acierto anotador: Morata se encargó de los goles. Los laterales, decisivos

España - Turquía

Una apisonadora «roja»

Guión previsto, no hay dudas, mismo once, confianza total. Argumentos: la amplitud, el arma letal. Juanfran y Jordi Alba matan. Vicente corrigió el atasco de la izquierda. Nolito estorbaba. Ayer dio luz y provocó el aclarado. Desde ahí, Jordi percutió y rompió a los turcos. La telaraña quedó destrozada por las bandas. Alguna contra de los turcos, pero era misión imposible llegar a De Gea.

- Amarilla a Ramos

El gran susto, el despiste del capitán. Al minuto uno, Ramos se durmió: amarilla. Pero la Roja controló, y eso que Busquets estaba un poco solo en la sala de máquinas. Cesc, un gran primer acto. Iniesta y Silva, intermitentes. Morata, sensacional.

Siesta en la segunda parte

Salida electrizante para evitar sorpresas. El premio llega muy rápido. Sentencia. Los protagonistas, los héroes de la noche: Jordi Alba rompe en velocidad todas las líneas y presenta en bandeja el balón a Morata para que la empuje mansamente a la red. ¡Vaya sello a una noche mágica!

- Pruebas

Punto final, otro partido. Pero no se regala el balón. Se controla el juego con la posesión. Del Bosque y sus decisiones: plan B, Bruno y Busquets, solidez. Koke oxigena. Azpilicueta, hombre por hombre. Noche de reflexión. Hay equipo, hay ideas y hay gol. Los turcos, nada, sin respuesta ni argumentos, de reojo pensando en Croacia.

Mis protagonistas

Jordi Alba, un pequeño matón

Atrevido, faltón e irrespetuoso, en el mejor sentido. El pequeñín desafía y rompe todo lo que pasa por la banda izquierda. Se ofrece, quiere el balón, sin miedo alguno, y aparece por sorpresa. Eso lo convierte en pieza clave en el dibujo táctico de Del Bosque. Su estatura es falsa. Jordi es un gigante por el costado zurdo.

Morata, el «9» de verdad

En su mejor versión. Con la madurez que le negamos y el Calcio le otorgó. No ofrece dudas, es el «9» de España. Repertorio de movimientos en zona caliente. Sin balón, creación de espacios o referencia del «press». Con balón, combina, uff; engancha, mete miedo. Llegan los goles. Mi apuesta: el mejor «9» del torneo.