El emotivo homenaje a Luis Aragonés: «Ahora es querer»

«Luis, el sabio del éxito» es el documental que muestra cómo el seleccionador guió a la Selección hacia la Eurocopa de Austria en 2008

«Luis, el sabio del éxito» es el documental que muestra cómo el seleccionador guió a la Selección hacia la Eurocopa de Austria en 2008.

Recordar a Luis Aragonés es recordar uno de los mejores momentos de la Selección y el comienzo del periodo más feliz que ha vivido el fútbol español. Por eso en Las Rozas a más de uno se le ha escapado alguna lágrima cuando han proyectado «Luis, el sabio del éxito», el documental del entrenador que dirigió al grupo hacia la Eurocopa de 2008 y que en el autobús que conducía al grupo después de ganar la final de Viena y después de confirmar que se iba porque no se había sentido respaldado por los directivos, lanzó una profecía, como quizá sólo pueden hacer los sabios: «Este es el mejor grupo que he tenido nunca. Hemos ganado una Eurocopa, pero podéis ganar un Mundial». Dos años después, con Vicente del Bosque en el banquillo, se cumplió.

Luis era, sin duda, el líder de ese vestuario y su principal misión durante la estancia en Innsbruck, donde la Selección se concentró, fue transmitir a los jugadores el entusiasmo y la fe que él tenía. «Si yo no estoy en la final con este equipo, soy una mierda, he organizado una mierda de equipo», les decía y además les repetía un sintagma extraño, puede que incorrecto gramaticalmente, pero lleno de significado en aquel momento tan emocionante para los futbolistas y los aficionados: «Ahora es querer». Una vez que España había encontrado el modo de jugar, que había conseguido formar un grupo bien avenido y compacto; una vez que se había pasado la fase de grupos y se había eliminado a Italia en cuartos, ya, más que de fútbol, era una cuestión de convencimiento, de cabeza, un asunto de creer. Por eso, el grito de los jugadores antes de salir al campo, con todas las manos unidas era: «Un, dos tres, ganar, ganar y ganar».

«Es un documental que debería ser obligatorio para conocer la historia de nuestro fútbol», aseguró Sergio Ramos, que estuvo en ese equipo campeón y que hoy es el capitán de la Selección. El central madridista, entonces lateral derecho, tuvo sus más y sus menos con el técnico durante esa concentración. Le pedía que se centrara, que explotara al máximo sus cualidades. Está claro que lo hizo. A la presentación del documental acudieron familiares de Luis, entre ellos su hijo: «Hicisteis más joven a un hombre de 70 años», les dijo a los futbolistas. «Luis es muy difícil de definir. No he conocido a nadie que imponga tanto respeto y a la vez tanta ternura», definía Luis Rubiales al entrenador.