La muerte de Jimmy centra una mesa redonda con cruce de reproches

El asesinato del hincha coruñés en la reyerta entre radicales del Deportivo y el Atlético de Madrid ha centrado el I Foro Estatal «fútbol sin violencia».

La muerte del hincha coruñés Francisco Javier Romero, 'Jimmy', en la reyerta entre radicales del Deportivo y el Atlético de Madrid el 30 de noviembre en Madrid en las horas previas al encuentro entre los dos equipos en el Vicente Calderón, ha centrado la mesa redonda del I Foro Estatal 'fútbol sin violencia', en la que hubo cruce de reproches.

El último acto del programa matinal del foro contó con la presencia del consejero del Deportivo Enrique Calvete, del periodista Gaspar Rosety, que es asesor de presidencia de la Federación Española y opinó "a título personal", y de José María Suárez, presidente de las peñas del Sporting y de Aficiones Unidas.

Entre el centenar de asistentes al Foro que se desarrolla en el Paraninfo de la Universidad de A Coruña y que está organizado por la Asociación Gallega de Gestores Deportivos (AGAXEDE), con el apoyo de la Federación Española de Fútbol y la Liga de Fútbol Profesional, se encontraban, entre otros, responsables de seguridad de clubes del fútbol español y miembros de las fuerzas del orden.

Coincidieron, por ejemplo, el excoordinador de seguridad de eventos deportivos de la Policía Nacional que se ocupaba del Deportivo hasta que fue destituido como consecuencia del fallecimiento de Jimmy, el jefe de la Oficina Nacional de Deportes, y el responsable de seguridad del club gallego.

En ese escenario se debatió sobre la declaración de Alto Riesgo del encuentro del pasado sábado entre el Deportivo y el Atlético de Madrid en el estadio de Riazor, que inicialmente no había recibido esa consideración por parte de la Comisión Antiviolencia, motivo que generó críticas.

"La presión mediática"fue uno de los argumentos con los que se intentó justificar en la mesa redonda el cambio de la decisión de la Comisión Antiviolencia, ya que estaba confirmado que la afición del Atlético de Madrid no se iba a desplazar a A Coruña.

También se cruzaron reproches sobre la información de la que se disponía antes de los altercados de Madrid Río.

En este sentido, el responsable de la Oficina Nacional de Deportes aseguró que "nadie"les "informó"de que desde A Coruña iban "dos autobuses"con miembros de los Riazor Blues.

Fue entonces cuando el jefe de seguridad del Deportivo, quien lamentó que se hubiera sacado el caso Jimmy en el foro, recordó el correo el electrónico del que se hizo eco el diario El País en el que el entonces coordinador de seguridad de la Policía Nacional de A Coruña comunicaba el desplazamiento de los hinchas del Dépor.

"La injusticia más grande fue tu cese", le dijo el empleado del club coruñés al excoordinador a pesar de las "diferencias"que han mantenido.

En la mesa redonda, Rosety, que también incidió en el correo electrónico que llegó a Madrid sobre el viaje de los ultras, defendió la labor policial en lo referente a la transmisión de la información y también la que desarrollan los empleados de los clubes, para lo que puso de ejemplo al Real Madrid, en el que estuvo tres años.

El responsable de seguridad del club blanco, que también estaba entre los asistentes, agradeció las palabras y señaló que todos los equipos de la Liga se esfuerzan por mantener la seguridad en los estadios.

De los reproches tampoco se salvaron los medios de comunicación, pero en el cierre del turno de intervención uno de los asistentes abogó por pasar página al cruce de acusaciones para tratar de aunar fuerzas y poner freno a la violencia, objetivo del foro.

En este sentido se defendió la idea de que, si el foro tiene continuidad, se elimine la palabra "violencia"en las próximas ediciones con el deseo de que ésta deje de ser protagonista.