Fútbol

Isco, fuera de la convocatoria

Que Isco no es un jugador que le guste especialmente a Solari lo dicen los números. No fue al encuentro de Copa en Melilla, lo que no tendría que significar nada grave, pues fueron los no habituales; después jugó 34 minutos contra el Valladolid, 17 más tarde contra el Viktoria Plzen, lo que ya se podía considerar una tendencia; nada en Vigo y 28 minutos en el último encuentro en Eibar, cuando todo estaba perdido; y ya ayer, no tuvo ninguna posibilidad de participar en el choque contra la Roma. Fue descartado por el entrenador argentino y vio el partido desde la grada, con cara de pocos amigos. Fue una decisión sorprendente. «Son decisiones puntuales para momentos puntuales. Nosotros estamos para tomar decisiones y ya está», decía Solari después del encuentro cuando le preguntaron por Isco.

Porque una cosa es dejar a un futbolista en el banquillo y otra distinta, mandarlo a la grada sin que se cambie. Sonó como un castigo: «Las decisiones son casi siempre deportivas, salvo casos excepcionales, y este no es un caso excepcional», continuaba el entrenador. Pero ver a Isco tan lejos del campo, cuando hasta ahora, durante sus años en el Real Madrid siempre había sido un futbolista o titular o uno de los habituales para saltar al campo. Si no entraba en la convocatoria era por descanso. «La titularidad o suplencia es un problema ficticio, también lo pensaba cuando era jugador, estamos para darlo todo para ver si nos eligen», seguía Solari, consciente de que muchas de las preguntas iban a ser sobre el mediapunta.

Desde el club se le ha dicho que tome las decisiones que crea convenientes y una de las primeras ha sido alejar un poco más a Isco. Otra ha sido dar la titularidad a Llorente. «No es fácil jugar un partido así porque no tenía físico ni confianza. Estoy muy contento con el partido que he hecho», dijo el futbolista.