Dimitrov da el salto

El búlgaro gana el Torneo de Maestros y cierra una temporada que le ha convertido en alternativa a los Nadal, Federer, Djokovic o Murray

El búlgaro Grigor Dimitrov
El búlgaro Grigor Dimitrov

El búlgaro gana el Torneo de Maestros y cierra una temporada que le ha convertido en alternativa a los Nadal, Federer, Djokovic o Murray.

A Grigor Dimitrov (16-5-1991, Haskovo –Bulgaria–) se le estaba esperando en la superélite desde hace tiempo. Su victoria en el Torneo de Maestros –7-5, 4-6 y 6-3 ante el belga David Goffin– le aproxima a las expectativas que había despertado cuando en el arranque de su carrera se empezó a hablar de que era lo más parecido a Federer que había en el circuito. Dimitrov ha aprovechado unas ATP Finals atípicas. Entre las ausencias, la baja de Nadal después de caer ante el otro finalista en la primera jornada, la irregularidad de los más jóvenes y la derrota de Federer en semifinales, el búlgaro ha sabido aprovechar su oportunidad con una victoria que tiene que servir para relanzar una carrera que llegó a estancarse.

Hubo un momento en el que Dimitrov era más conocido por su relación con Maria Sharapova que por su tenis. Ahora es pareja de la ex de Lewis Hamilton, Nicole Schezinger, pero su raqueta ya es uno de las más interesantes del circuito. Ganó su primer título en 2013 (Estocolmo), apuntó alto en 2014 con victorias en tres torneos en tres superficies diferentes (Londres –hierba–, Bucarest –tierra– y Acapulco –dura–), pero los dos años siguientes fueron un prodigio de irregularidad. Sus números (72 victorias y 48 derrotas) estaban lejos de su talento. Este año ha encontrado la solidez y la regularidad que nunca había tenido. Fue campeón en Brisbane y en Australia sólo el mejor Nadal fue capaz de frenarle en semifinales. Aquel partido en Melbourne ha sido uno de los mejores del año. Luego llegó la victoria en Sofía y su primer Masters 1.000 en Cincinnati. En el O2 de Londres ha aprovechado su oportunidad. Ahora queda por ver si el salto que ha dado se mantiene la próxima temporada con el regreso de los desaparecidos Djokovic, Murray, Wawrinka y Raonic.

En la final cumplió con su papel de favorito. En la primera fase ya derrotó a Goffin (6-0 y 6-2). El belga, que el próximo fin de semana disputa la final de la Davis, resistió tres sets en el partido definitivo.