Publicidad
Publicidad
Economía

El “rating” se democratiza

Inbonis Rating es la primera agencia de calificación especializada en ofrecer este servicio a empresas de pequeña dimensión

El Banco de España ya advertía en su última «Encuesta sobre préstamos bancarios» que había detectado un endurecimiento de los criterios de financiación empresarial, especialmente en lo referente a pymes. Entre los factores que estarían detrás de este hecho, la institución apuntaba a uno mayores costes relacionados con el nivel de capital y un empeoramiento de las expectativas en determinados sectores y empresas con respecto a la situación económica general.

Publicidad

El entorno de incertidumbre política y económica que vive nuestro país, que afecta muy directamente al sector financiero, puede endurecer aún más la política crediticia de las entidades, y las pequeñas y medianas empresas, como ya ocurrió en el pasado, pueden ser uno de los agentes más expuestos al «estrangulamiento» financiero.

Para acceder no sólo a financiación bancaria, sino a otras formas alternativas de obtención de recursos –acceso a los mercados de capitales, por ejemplo, que ya representan un 40% de la financiación empresarial de nuestro país– contar con una calificación crediticia o «rating» puede ser una buena carta de presentación que ayude a obtener la liquidez necesaria.

– ¿Qué es un «rating»? Se trata de la opinión experta emitida por analistas cualificados de acuerdo con un metodología probada.

– ¿Para qué se utiliza? Para estimar el riesgo de incumplimiento de las obligaciones de pago de una empresa y determinar el precio de su financiación.

Publicidad

– ¿Cuál es su fiabilidad? La agencias de calificación están sometidas a un exigente marco regulatorio. Su funcionamiento está regulado por el Reglamento 1060/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo del 16 de septiembre de 2009 sobre las agencias de calificación crediticia.

–¿Sobre quiénes se pueden emitir «ratings»? Tanto sobre entidades públicas como privadas, incluidos gobiernos, pero también pymes

Publicidad

– ¿Qué ventajas tiene? Además de un mejor acceso a financiación, al tener los financiadores una mejor comprensión del riesgo crediticio, las calificaciones pueden contribuir a identificar la áreas de vulnerabilidad y ofrecer una mayor transparencia a sus socios comerciales y financieros, y también pueden ser utilizados por los grandes grupos para conocer mejor a sus proveedores, generalmente pymes, y mejorar así la gestión del riesgo en el crédito comercial. También pueden ser tenidas en cuenta por el sector público para apoyar la toma de decisiones en la concesión de subvenciones o financiación para evaluar los criterios de solidez en los concursos públicos. En el caso de los bancos, un «rating» es una buena herramienta para el cálculo de los fondos propios en ausencia de un modelo IRB (basado en la calificación interna).

Inbonis Rating es la primera agencia especializada en pymes en Europa. Emite calificación crediticias de empresas que facturan entre 5 y 50 millones de euros y una deuda financiera entre 0,5 y 10 millones.

Ofrece cobertura a todos los sectores de actividad, salvo el de las entidades financieras y aseguradoras, y en todos los países de la Unión Europa, aunque, actualmente, se ecuentran centrada en España y Francia.

Inbonis Rating, en palabras de su CEO, Alberto Sánchez Navalpotro, viene a «democratizar» la calificación crediticia poniendo en el mercado «ratings» de pymes a precios asequibles. «Esperamos que, a medio plazo, se normalice la utilización de ‘‘rating’’ por financiadores, instituciones públicas y pymes», añade. Y es Sánchez Nalvapotro considera «imprescindible» el uso de herramientas que abran la financiación a aquellas empresas de menores dimensiones.

«Durante la pasada crisis, asistimos, impotentes, al cierre de muchas compañías que se vieron estranguladas por la falta de financiación. El grifo se cerró incluso para las empresas solventes, simplemente porque se consideraba a las pymes sujetos de alto riesgo. Esto no puede volver a ocurrir. Necesitamos dotar al mercado financiero de un instrumento de objetivación del riesgo de crédito independiente y fiable, que permita que fluya la financiación a un precio justo incluso en momentos de crisis. Por suerte, esa herramienta ya existe y no es otra que el «rating» crediticio, pero, hasta ahora, sólo las grandes empresas han podido beneficiarse de ella debido a la falta de interés de las agencias de calificación tradicionales en hacer informes de pymes. Es necesario, pues, abrir el mercado de ''rating'' estas compañías», explica el CEO de Inbonis.

Acuerdo con D&B

Publicidad

Recientemente, Inbonis ha suscrito un acuerdo con Informa D&B para comercializar las calificaciones no solicitadas que emita dentro de un universo de 1.000 pymes españolas de alto crecimiento (superior al 20% anual en los últimos tres años), con ingresos entre 5 y 25 millones y una deuda de más de 500.000. «Esta alianza es muy importante porque significa el despliegue de «rating» de pymes en España y permitirá revolucionar la forma de comercialización de las calificaciones crediticias, al poner en en el mercado paquetes específicos para pymes a precios muy reducidos. Con ello, queremos llegar tanto a las pequeñas y medianas empresas que quieran comprar un único informe de calificación, como a los financiadores, instituciones públicas y grandes corporación que deseen comprar paquetes de «rating» .En el marco de este acuerdo, ya hemos publicado el primer listado de pymes, algo inédito en Europa, formado por empresas de servicios de alta tecnología. En los próximos meses, está prevista la paulatina emisión y comercialización de sucesivos listados de diferentes sectores», concluye Alberto Sánchez Navalpotro.

Los mejores países para ser una pyme

Las pymes son cruciales para el crecimiento económico y la prosperidad mundial. Sólo en la UE, este tejido empresarial representa el 99% de los los negocios, y más de 60% del valor añadido bruto. Sin embargo, las pequeñas y medianas compañías del Viejo Continente se encuentran con trabas a la hora de desarrollarse. Y como muestra de esta afirmación, un botón. Según el informe «Business Climate: Which country is best in class for SMEs?», elaborado por Euler Hermes, que analiza el escenario global en el que se desarrollan las pymes para evaluar los países más favorables para su crecimiento, tan sólo un país europeo, Holanda, se cuela entre los cinco primeros puestos. Junto a las de los Países Bajos, son las pymes de Canadá, Hong Kong, Estados Unidos, y Singapur las que tienen un entorno más favorable. Por su parte, las principales economías de la zona euro, como son Reino Unido, Alemania y Francia presentan un clima empresarial más desfavorable, lo que se traduce en una menor competitividad en relación a sus homólogas de América y Asia. Entre las variables consideradas para realizar el análisis, se han tenido en cuenta la burocracia, la política fiscal, la flexibilidad del mercado laboral, oportunidades de financiación, y exportación y competencia.