Las pymes piden créditos ICO exprés y acabar con el “sufrimiento” de la burocracia

Cepyme reclama que se aprueben de forma más rápida, con mayores plazos de amortización y que amplíen las exenciones fiscales

El presidente de CEPYME, Gerardo CuervaKiko HuescaEFE

“Hemos sufrido mucho con la burocracia para que las pymes puedan pedir los créditos ICO. Hay que acabar ya con ese sufrimiento. Es urgente que la liquidez llegue con mayor rapidez". Este el grito lanzado por el presidente de la patronal Cepyme, Gerardo Cuerva, que ha pedido al Gobierno que afronte cambios en las líneas de crédito del ICO con préstamos exprés, para que la liquidez llegue con mayor rapidez y de forma más simplificada. “Las empresas necesitan liquidez para poder afrontar las operaciones de pago”.

En este sentido, ha propuesto que se cree de un ticket mínimo exprés de entre 10.000 o 15.000 euros -y hasta un máximo de 50.000 euros- para que las empresas puedan reestructurar su deuda y asegurar su situación, además de que se proporcionen mayores plazos de amortización y carencia. “Eso nos daría mucha tranquilidad”, defendió Cuerva en un encuentro organizado junto a la empresa de formación profesional Wolters Kluwer. Tras el último Consejo de Ministros, el Gobierno aprobó un último tramo de 15.500 millones de euros en avales del Instituto de Crédito Oficial (ICO), de los que 7.500 millones se pondrán a disposición de autónomos y pymes y 5.000 millones para grandes empresas.

También ha reclamado más flexibilidad en las obligaciones tributarias. “Hay que relajar de alguna manera las obligaciones ante la agencia tributaria, porque las medidas tomadas hasta ahora han sido claramente insuficientes”. Creen las pymes que lo necesario ahora es que las políticas fiscales vayan encaminadas a “dejar espacio a las empresas” para permitir su crecimiento y “atacar” la economía sumergida y la morosidad.

Asimismo, ha pedido a las administraciones públicas que afronten cuanto antes los pagos pendientes con las empresas. Para Cuerva, “no se puede permitir” que la Administración le deba dinero a las empresas y que estas deudas se demoren en el tiempo. Por ello, ha pedido “rescatar” el plan de pago a proveedores, ya que “el dinero no debe estar ahora en el Estado sino en la empresa”.

Por otro lado, el presidente de Cepyme ha remarcado que es necesario un marco de generación de seguridad para la actividad empresarial, porque “es necesario generar certidumbre y seguridad jurídica”. A las pymes no le valen "pactos al margen del diálogo social y ocupar con otras personas o personajes la mesa del diálogo social y levantar a empresarios y sindicatos”, en referencia al pacto entre PSOE, Podemos y EH Bildu para derogar la reforma laboral. También ha insistido en que no es el momento de abordar una reforma laboral en profundidad y ha pedido “un marco de seguridad jurídica que dé la certidumbre necesaria para que la economía funcione”, así como “más espacio fiscal” para que las empresas crezcan. “El diálogo social ha contribuido al progreso de España en los últimos 40 años y eso debe respetarse”.

Sobre la ampliación de las condiciones de los ERTE más allá del 30 de junio, Cuerva cree que deben ampliarse “sí o sí”, pero mirando la casuística “de cada sector, de cada empresa”. Cree que alcanzar un acuerdo no es un problema de fecha de calendario, sino de que se debe atajar cada sector, territorio o entorno para ver cómo está la situación. “Si cargamos los ERTE con otras obligaciones y no le damos la amplitud y el sentido que tienen los desnaturalizamos y no tienen eficiencia”, concluyó.