El Ibex no convence y agota

Los valores más castigados hasta el momento son Meliá y IAG

Nuevo recorte de nuestro selectivo que cierra la semana por debajo de los 7000 puntos y continúa sembrando serias dudas en un contexto de incertidumbre generalizado. El rango lateral ya se hace muy cuesta arriba para los inversores que observan un selectivo que no marca ninguna pauta de optimismo en el corto plazo, desde finales del mes de julio seguimos observando esta estructura dentro de la renta variable nacional y el distanciamiento de nuestros homólogos se hace cada vez más latente.

El tensionamiento entre la Unión Europea y Reino Unido no ha bajado su tensión y no parece que las reuniones que se han llevado a cabo hayan terminado con algún avance. Dentro de Estados Unidos las fricciones comerciales con China están restando protagonismo al panorama político, aún así debemos de prestar mucha atención a los datos macroeconómicos, en particular a los de inflación que serán clave a la hora de ver los posibles movimientos futuros de la Reserva Federal.

En el plano corporativo destacar la continuidad negativa que sigue teniendo el sector bancario y sobre todo la -por el momento- insalvable solución a la que parecen enfrentarse los valores más castigados hasta el momento, que son Meliá y IAG , los cuales tienen una situación que parece que no se revertirá en el corto plazo ya que las incertidumbres que se ciernen sobre el sector hotelero y de las aerolíneas no parecen calmarse ni llegar a su fin.