Política

PP y PSC suben a costa de Ciudadanos

Arranca el tracking electoral de LA RAZÓN, que diariamente nos acompañará hasta el próximo lunes 21, última jornada habilitada para la publicación de encuestas electorales. Después, seis días consecutivos de apagón informativo en lo que respecta a la evolución del voto hasta las 20:00 horas del domingo 27. A partir de esa hora comenzaremos a tener los primeros datos del escrutinio oficial de votos.

Este primer tracking confirma las tendencias generales registradas en la encuesta publicada el pasado miércoles por LA RAZÓN. La coalición Juntos por el Sí se perfila como ganadora de las elecciones autonómicas catalanas del 27-S. En estos momentos roza el 40% de los votos válidos y los 60 escaños, lo que la sitúa a ocho de la mayoría absoluta, aunque ello represente un importante retroceso de 11 escaños y 4,5 puntos con respecto a los resultados que obtuvieron por separado las formaciones que la integran en las últimas elecciones autonómicas, en las que CiU recibió el 30,7 por ciento de los votos válidos y 50 escaños mientras ERC obtuvo el 13,7% de los sufragios y 21 diputados. Es decir, 71 diputados, muy lejos de esos 60 que podrían conseguir el próximo 27-S.

Como segunda fuerza política en el próximo Parlamento de Cataluña se perfila Ciudadanos, que obtendría en las urnas el 16,2 por ciento de los votos, un respaldo que se traduciría en una representación parlamentaria de entre 22 y 23 parlamentarios.

El salto de la formación de Albert Rivera es significativo, pues en relación a las anteriores elecciones autonómicas duplica su porcentaje de voto. En noviembre de 2012 recibió el 7,6 por ciento del voto válido y su representación parlamentaria se limitó a 9 escaños. Ocupó entonces el sexto puesto entre todas las candidaturas con representación en la Cámara autonómica. No obstante, pese a esos excelentes resultados, se constata un decrecimiento en el número de apoyos a lo largo de los meses de agosto y septiembre.

La batalla por el tercer puesto enfrenta al PSC-PSOE, que fue el segundo partido más votado en 2012, y a la candidatura Cataluña Si se Puede. En los sondeos de julio, agosto y septiembre la lista conjunta que engloba a IC-V y a Podemos se ha mantenido ligeramente por delante de la candidatura socialista que encabeza Miquel Iceta, a tan solo unas décimas sin alcanzar nunca el punto porcentual. Así las cosas, llegamos a la séptima jornada de la campaña electoral con un empate técnico entre ambas formaciones. Cataluña sí se Puede tiene ahora una expectativa de voto del 12,5%, frente al 12,6 por ciento del PSC-PSOE. Traducido en escaños, la diferencia es también menor: 16 y 15/16, respectivamente.

El quinto lugar lo ocupa el PP, que en las elecciones de 2012 quedó en cuarta posición, con un 13 por ciento y ahora conseguiría el 9,5% y 12/13 escaños.

En la sexta plaza, la CUP (5,6% y de 5 a 6 escaños), que junto a C’s es la fuerza política que tienen un mayor crecimiento desde 2012.