Fútbol

Proposición no de ley

El PSOE calcula que en España hay 142 futbolistas profesionales gays

El grupo ha registrado un proposición no de ley en la que pide al Gobierno un esfuerzo para poner fin a comportamientos contrarios a la libertad y diversidad sexual

Una bandera ondeada el Día del Orgullo Gay / Javier F. Largo
Una bandera ondeada el Día del Orgullo Gay / Javier F. Largo larazon

La homosexualidad en el fútbol ha sido tradicionalmente un tema tabú, que poco a poco empieza a romperse. Con el objetivo de poner en marcha un campaña de sensibilización para la erradicación de la LGTBIfobia en el ámbito deportivo y especialmente en el fútbol, el PSOE ha registrado en el Congreso una proposición no de ley en la que pide al Gobierno un esfuerzo para poner fin a comportamientos contrarios a la libertad sexual.

Según un escrito, al que ha tenido acceso Antena 3 Noticias, el PSOE propone la suspensión durante 5 minutos de la competición cuando se produzcan “actos intolerables contra la comunidad LGTBI, racismo o violencia contra las mujeres”. Asimismo, prevé cursos para formar al personal directivo, técnico y deportivo en el respeto a la diversidad en general y a la realidad de las personas LGTBI en particular.

El 6% de la población europea forma parte de este colectivo

El grupo socialista ha apoyado su propuesta en algunos estudios sobre la población LGTBI que cifran en que al menos el 6% de la población europea forma parte de este colectivo. El PSOE teniendo como base estas cifras hace la media y concluye que “de cumplirse esa hipótesis, en España alrededor de 1,3 millones de personas LGTBI practicarían deporte y 270 de los 4.453 deportistas de alto nivel registrados en el Consejo Superior de Deportes en 2017 pertenecerían a él”.

Segmenta también el PSOE por disciplinas y dice que en el mundo del fútbol habría algo más de 42.000 jugadores LGTBI federados, según datos de 2016 de los cuales “142 lo harían como profesionales”.

Pese a las cifras que ofrecen desde la formación socialista, la realidad es que son pocos los casos de futbolista que abiertamente han asegurado ser gay. A día de hoy, Liam Davis, que juega en la National league inglesa, es el único futbolista que se declara abiertamente gay.