Política

El delito de financiación ilegal tendrá penas de hasta cinco años de cárcel

La Razón
La RazónLa Razón

Las infracciones se impondrán al donante y al receptor que incumplan la Ley

El secretario general del Grupo Popular, José Antonio Bermúdez de Castro, registró ayer en el Congreso una serie de enmiendas a la norma presentada por Rajoy ayer con el fin de mejorarla y donde incluyen un «mayor reproche penal» para castigar los delitos de corrupción. El PP incluye un nuevo artículo a través de esas enmiendas presentadas al articulado del Código Penal, que impone penas de seis meses a cuatro años de cárcel y multa del triplo al quíntuplo de su valor o del exceso por recibir donaciones ilegales que superen los 500.000 euros si proceden de un donante anónimo y si ésta proviene de un donante con identidad conocida deberá superar los 600.000. Las mismas penas se impondrán a quien entregue esas aportaciones directa o indirectamente y se impone el mismo castigo que se reserva para las personas jurídicas.

Además, se castigará con penas de prisión de uno a cinco años a quien participe en organizaciones cuya finalidad sea la financiación ilegal de partidos políticos, previendo mayores penas según la responsabilidad que se ostente. Por otro lado, el PP permite eximir de responsabilidad penal a las personas jurídicas, como empresas, con un órgano de administración que haya adoptado con «eficacia» medidas de vigilancia y control para prevenir la comisión de delitos. De esta forma, limita la responsabilidad penal de las empresas cuando existe una infracción del deber de supervisión sobre los trabajadores.