La Audiencia prevé rechazar el recurso de Del Río para no indemnizar a las víctimas

La etarra Inés del Río
La etarra Inés del Río

MADRID- La etarra Inés del Río, excarcelada recientemente a instancias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo (TEDH), no parece dispuesta a que la indemnización de 30.000 euros estipulada por este organismo en su favor, por la aplicación retroactiva de la «doctrina Parot», se destine al pago de las cuantiosas responsabilidades civiles pendientes. Su defensa ha presentado un recurso de súplica ante la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, que el pasado día 22 acordó que esa cantidad se destine a indemnizar a sus víctimas incluso en el supuesto de que sirvan para compensar «el derecho de subrogación del Estado».

Según fuentes jurídicas, los 17 magistrados que integran el Pleno, presidido por Fernando Grande-Marlaska, debatirán este asunto el próximo 8 de noviembre, reafirmándose previsiblemente en su anterior decisión y rechazando los argumentos de la etarra, quien esgrime que –según la jurisprudencia de Estrasburgo– las indemnizaciones por «daños morales» no pueden ser embargadas. En su escrito, la defensa de la ex integrante del «comando Madrid» sostiene que la decisión del tribunal europeo acarrea la nulidad de las responsabilidades civiles a las que fue condenada.

Revisión pendiente

Ahora, los magistrados de la Audiencia Nacional deberán cerciorarse en primer lugar de que las responsabilidades civiles a las que debe hacer frente Del Río no han prescrito. En ese caso, y dado que la etarra debió declararse insolvente, en la pieza de responsabilidad civil se hará constar su nueva situación patrimonial, estipulándose que los ingresos que obtenga se apliquen al pago de las indemnizaciones eludidas.

La salida de prisión de Del Río se fijó inicialmente para 2008, pero la aplicación de la «doctrina Parot» retrasó su fecha de excarcelación hasta junio de 2017. La sentencia de Estrasburgo acarreó su puesta en libertad el pasado día 22, tras pasar 26 años en la cárcel.

Tras hacerse pública la sentencia de Estrasburgo, se celebró un Pleno de la Sala de lo Penal de la Audiencia en el que los magistrados coincidieron en el «carácter vinculante» del fallo y en la obligación de hacer cumplir la resolución, «clara y contundente»: asegurar la salida de prisión de Del Río «en el plazo más breve» por estar privada irregularmente de libertad desde julio de 2008.

En un pleno posterior en el que el Pleno acordó la libertad de otro etarra, Juan Manuel Píriz, los magistrados aseguraron incluso que la resolución de Estrasburgo sobre Inés del Río es aplicable a otros casos semejantes.

Ofensiva legal de la terrorista

RESPALDO DE ESTRASBURGO

- El Tribunal Europeo de Derechos Humanos obligó a España a pagar a Del Río una indemnización de 30.000 euros (y otros 1.500 por las costas procesales) por «daños morales» al haber pasado en prisión cinco años más por la aplicación retroactiva de la «doctrina Parot».

BLOQUEO DE LA INDEMNIZACIÓN

- La Audiencia Nacional acordó el pasado día 21 que esa indemnización se destinase a pagar las indemnizaciones que la etarra no abonó a sus víctimas por declararse insolvente.

RECURSO ANTE LA AUDIENCIA

- Su defensa ha recurrido ahora esa decisión ante la Sala de lo Penal argumentando que la indemnización por daños morales no se puede embargar según la jurisprudencia de Estrasburgo.

PIEZA DE RESPONSABILIDAD CIVIL

- Los magistrados deberán cerciorarse ahora de que las piezas de responsabilidad civil de la etarra siguen abiertas. Previsiblemente, el Pleno rechazará la pretensión de Del Río el próximo 8 de noviembre.